Opinión

Poca recompensa es

A mi alter ego en la vida oficial, que pueden ustedes desenmascarar a poco que rasquen, le salió hace poco del alma, cuando el Banco Central Europeo vino a decir que en el futuro inmediato lo que nos esperan son precios al alza y salarios a la baja. Animando al personal, añado, como es costumbre.

Como les digo, a mi áter ego le salió del alma y lo posteó en Twitter: “Si los precios crecen y los salarios se estancan o bajan, ¿por qué no pones precio a tu trabajo en lugar de buscar un salario?” Quizá tiene que ver haber comprendido hace tiempo que lo del salario acorde al trabajo está más desfasado que lo de la fidelidad de la empresa al empleado. Somos carne de cañón, y si a estas alturas no lo sabemos es que llevamos mucho tiempo con los ojos vendados.

Ahora una conocida consultora de empleo temporal ha publicado un estudio acerca de los puestos de trabajo mejor remunerados, que pasan por ser los directores financieros, comerciales, de operaciones y de sistemas. Al parecer, su salario base oscila entre los 60 y los 78 mil euros al año. Que, qué quieren que les diga, me parece una cifra irrisoria. Lo que hay que pelear, y la de bajos oficios que hay que practicar, para llegar a esos escalafones en según qué empresas, para obtener una recompensa que tampoco es que te saque de pobre. Lo que me confirma en lo de mi álter ego: no busquen un salario, pongan precio a lo que hacen.