Política Sectores

Podemos y Vox dos de los ‘novatos’ en las autonómicas

Izquierda o derecha, derecha o izquierda. Antes de leer las medidas de Podemos y Vox para las próximas elecciones del 24 de mayo, puede pensar en los extremos. Vox, en palabras de su candidato a la alcaldía de Getafe, Gonzalo Niederleytner, quieren apretar al Partido Popular “por la derecha”. El germen de Podemos está en los movimientos sociales del 15M, aunque tanto Pablo Iglesias como sus compañeros de partido han comentado que son un partido transversal, ni de derechas ni de izquierdas.

No obstante, las diferencias entre ambas formaciones no se quedan en las ‘etiquetas’, sino que las propuestas electorales para las Comunidades donde se presentan en los próximos comicios acrecientan aún más la brecha entre estos dos ‘benjamines’.

Vox presenta un programa de 52 medidas con un objetivo final “a largo plazo” centralizar el poder con la desaparición de las Autonomías que “sobredimensionan el gasto público y que no mejoran la vida de los ciudadanos”. Por su parte, Podemos presenta 215 medidas en su llamado Programa del cambio que califican de “programa inteligente” y “realista”. Su batería de propuestas está divida en cuatro bloques: plan de rescate ciudadano; empleo, innovación y nuevo modelo productivo; gobernar para la gente e instituciones para la Democracia.

La formación de Pablo Iglesias lleva a su paquete de medidas una reforma fiscal que elimine las bonificaciones de los tramos autonómicos del IRPF, además propone una subida de los tipos impositivos a las altas rentas, suavizar los de las medias y rebajar la presión fiscal sobre las rentas más bajas. Las medidas planteadas en fiscalidad están orientadas a la clase trabajadora como explicó Pablo Iglesias en la presentación del programa marco económico en Madrid. El rescate ciudadano pasa por la recuperación del Impuesto de Transmisiones con una revisión del mínimo que estará exento de tributar pasando de los 700.000 euros a 400.000 y también se eliminarán las bonificaciones del Impuesto de Sucesiones y Donaciones que “en la práctica se ha reducido para las rentas altas”, según Podemos.

Aquí, ambas formaciones se distancian aún más. La formación liderada por Santiago Abascal (Vox) apuesta por la derogación absoluta de los tramos autonómicos del IRPF y por la supresión del Impuesto de Sucesiones y Donaciones en aquellas Comunidades donde aún esté vigente este impuesto. La formación conservadora en la explicación de los artículos refuerza su objetivo de la concentración del poder en el Gobierno Central al proponer la devolución al Estado las competencias legislativas en materia de Sanidad, Justicia y Educación.

Ley 25, la estrella de Podemos

Desahucios, reforma energética y la creación de una ecotasa. Estos apartados son la esencia de la Ley 25 de Emergencia social de la formación morada. Podemos propone la paralización de los desahucios que vulneren los derechos humanos, así como plantea la dación en pago retroactiva para que las familias puedan saldar sus hipotecas vivas con la entrega de las llaves de su casa.  Las empresas energéticas son otro de los puntos tratados en las 215 medidas, ya que se sancionarán “sean públicas o privadas” en el caso de que sus contratos presenten cláusulas abusivas.

Con estas propuestas en materia energética, la formación de Iglesias anuncia la vuelta al servicio público el suministro de luz y agua. Rechazan el corte de estos bienes a familias en sus domicilios habituales cuando el impago de la factura sea por motivos ajenos a su voluntad y como añadido proponen un mínimo vital de luz y gas mensual por hogar.

Sobre este aspecto, Vox no hace ninguna mención en su programa. Ambos partidos vuelven a distanciarse a la hora de hablar de subvenciones e impuestos a las renovables, los de Abascal proponen armonizar las tasas reduciéndolas, mientras que Podemos propone la creación de ecotasas y aumentar el sector de las renovables en España.

Empleo y autónomos

En las 52 medidas propuestas por Vox para los comicios autonómicos del próximo 24 mayo, no aparece ninguna mención al empleo ni a los autónomos. Podemos dedica el segundo bloque de sus medidas a este apartado.

La vuelta a la jornada de 35 horas semanales, cambiar los incentivos de contratación pasando de las bonificaciones a los contratos a los planes de empleo son las medidas más destacadas para mejorar el empleo en la próxima legislatura desde esta formación.  En cuanto a los trabajadores por cuenta propia, los ‘morados’ quieren crear la  figura de los microcréditos para ayudarles en sus negocios.

No obstante, Vox y Podemos si presentan puntos en común. La transparencia  y la lucha contra la corrupción es el único nexo en común entre ambas formaciones políticas. Férreos controles a las cuentas públicas, presentación anual de las cuentas y bienes de los cargos públicos y reducción de los cargos de confianza son las características que acercan a los dos ‘benjamines’ en las próximas elecciones del 24 de mayo.