Destacado Nacional Noticias Política

PSOE y Podemos registran la reforma para quitar el veto del PP en el Senado

PSOE, Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea, ERC y Compromís registraron esta mañana en el Congreso de los Diputados una proposición de Ley con el propósito de acabar con la capacidad de veto que la Ley de Estabilidad Presupuestaria da al Senado en la fijación de los objetivos de déficit, algo que estas formaciones consideran una “anomalía normativa y parlamentaria”.

 

Los grupos firmantes plantean la tramitación de esta proposición de Ley mediante “el procedimiento de urgencia y por lectura única, a fin de dar la mayor celeridad posible a su aprobación”. Asegura, además, que cuentan ya con el “apoyo explícito” de la mayoría de los diputados del Congreso.

De este modo, se descarta la utilización de un real decreto ley para reformar la Ley de Estabilidad, una norma de carácter orgánico, tras las dudas de constitucionalidad que se habían generado sobre cómo se efectuaría el cambio.

En el texto se apunta que el Consejo de Ministros remitirá a las Cortes un acuerdo con la senda de estabilidad. “En forma sucesiva y tras el correspondiente debate en Pleno, el Congreso de los Diputados y el Senado se pronunciarán aprobando o rechazando los objetivos propuestos por el Gobierno”, se indica.

“Si aprobados los objetivos de estabilidad presupuestaria y de deuda pública por el Congreso, los mismos fueran rechazados por el Senado, dichos objetivos se someterán a nueva votación en el Pleno del Congreso, aprobándose si éste los ratifica por mayoría simple”, prosigue.

En un comunicado remitido por PSOE y Podemos, se explica que esta proposición “pretende volver a la situación anterior a la promulgación de la Ley Orgánica de Estabilidad Presupuestaria impulsada por el Gobierno del Partido Popular en el año 2012”.

Esta Ley, subrayan ambas formaciones, proporciona a la mayoría del PP en el Senado la “capacidad anómala” de vetar las decisiones adoptadas por la mayoría de los representantes de la ciudadanía española en el Congreso de los Diputados en torno a las cuentas públicas.

Con la propuesta, añaden, “se restituye la normalidad en el procedimiento legislativo que establece la Constitución Española, posibilitando al Congreso, sede de la soberanía popular, adoptar las decisiones definitivas, tal y como ocurre con el resto de la legislación”.

Los firmantes de la propuesta consideran un “contrasentido inaceptable que la Ley de Estabilidad Presupuestaria establezca unas condiciones de apoyo parlamentario más restrictivas que las previstas para la aprobación de la propia Ley de Presupuestos Generales del Estado, en cuyo procedimiento no existe el veto senatorial”.

Además, “no resulta lógico que el PP, con poco más del 30% de los votos, mantenga una capacidad de veto y de bloqueo hacia las decisiones que puedan adoptar la mayoría de la representación de la ciudadanía española en el Congreso”, explican.

Éste fue el sentido, además, de las consideraciones expresadas por el Consejo de Estado en el informe adjunto a la propia tramitación de la Ley de Estabilidad de 2012 que ahora se plantea reformar, exponen.

Con esta reforma legal, afirman, “se supera el veto anormal del Senado y se abre la posibilidad para establecer unos objetivos de estabilidad presupuestaria compatibles con la mejora del bienestar de la sociedad española”.

También señalan que “esta reforma posibilita la negociación y posterior aprobación de unos presupuestos generales del Estado, que reviertan los recortes aplicados por los gobiernos del PP durante los seis últimos años y que proporcionen un desarrollo más sólido, más equitativo y más justo para el próximo ejercicio presupuestario”.