Sectores

¿Qué necesitas para reciclarte en el sector financiero?

El Instituto de Estudios Bursátiles ha elaborado una guía con algunas claves para impulsar el perfil profesional de los directivos

La crisis financiera y la consiguiente reestructuración del sector ha provocado que muchos directivos se encuentren ante una etapa complicada para su futuro profesional y necesiten dar un nuevo impulso a su currículum. Con este objetivo, el Instituto de Estudios Bursátiles (IEB) ha elaborado una guía para que sirva de orientación a aquellos profesionales que hayan sufrido la reestructuración del sistema financiero o que quieran replantearse su futuro profesional.

En este sentido, el IEB propone 10 claves para reciclarse en el sector financiero, entre las que se encuentran la formación o la especialización para destacar en el mercado.

Mayor formación

Especialización, apuesta por otros idiomas, certificación de aptitudes profesionales e impulso de los valores extracurriculares son esenciales para mejorar la formación. Los perfiles más demandados en el sector financiero exigen un alto nivel de especialización y un dominio indispensable del inglés. Además, si se conocen otros idiomas siempre supondrá un valor añadido en el currículum o una oportunidad para trabajar en otros países o en otras entidades extranjeras situadas en España.

Asimismo, las certificaciones profesionales son una buena alternativa para destacar en el mercado laboral. Algunas de las más reconocidas a nivel internacional son EFA (European Financial Advisor), CAIA (Chartered Alternative Investment Analyst), CFA (Chartered Financial Analyst) o FRM (Financial Risk Manager).

Pero no solo se trata de mejorar profesionalmente, sino también en la faceta personal, ya que algunas cualidades como la creatividad, el entusiasmo o la constancia son cada día más valoradas en el sector.

Estar al día

Conocer las últimas novedades tecnológicas, informarse constantemente y no dejar de reciclarse son también factores esenciales para dar un nuevo impulso a la trayectoria profesional. Y es que especializarse en áreas tecnológicas como Mobile Banking, Big Data o redes sociales puede hacer que el candidato se diferencie considerablemente del resto.

Además, es importante estar en contacto permanente con el sector financiero e informarse de las novedades más importantes en materia de regulación, fiscalidad o normativa europea, asistiendo a congresos, jornadas, cursos o seminarios, entre otros.

Actividad y emprendimiento

Twitter o LinkedIn se han convertido en dos herramientas muy importantes en el sector financiero. Por ello, es conveniente participar en grupos relacionados con nuestro sector profesional e interactuar con otros profesionales, ya que  hay muchos responsables de “headhunters” observando en las redes sociales.

Asimismo, y como nunca se sabe dónde puede surgir una nueva oportunidad laboral, lo ideal es también fomentar el “networking non stop” cuando la situación sea propicia y no bajar nunca la guardia.

Si finalmente no se encuentra un puesto de trabajo o no resulta del todo satisfactorio, otra de las opciones es crear una empresa propia o trabajar como autónomo.

Asun Infante