Economía

¿Qué se esconde detrás de las bajas comisiones de algunos bróker?

Seguro que alguna vez le has escuchado a algún conocido aquello de que ‘lo barato sale caro’, ya fuera porque quedara descontento con su dentista o insatisfecho la última vez que llevó el coche al taller.

Cuando de lo que hablamos es de inversiones, cobra especial relevancia la tranquilidad de saber que nuestras acciones están en buenas manos. Por eso es importante saber qué analizar a la hora de elegir un bróker, más allá de que este nos ofrezca unas comisiones caras o baratas.

Por ejemplo, ¿estarías tranquilo si supieras que tus acciones en realidad no están a tu nombre? Pues esto es lo que ocurre con algunos bróker que engloban todas las posiciones de los clientes en una única cuenta denominada ómnibus, una palabra que proviene del latín omnis, que significa ‘todo’.

Es habitual que los bróker operen a través de estas cuentas para acciones extranjeras, pero para el mercado nacional es menos común, al menos hasta ahora, ya que la reforma del mercado que se implementará próximamente da a las entidades la posibilidad de elegir entre operar a través de cuentasómnibus o mantener registros individuales para cada uno de sus clientes.

¿Qué opción es mejor? Los dos casos tienen sus inconvenientes y sus ventajas. Algunos piensan que una cuenta ómnibus podría ser menos segura, pero en realidad no tiene por qué ser así; aun en este caso, las entidades tienen un registro interno que recoge el número de acciones que corresponden a cada titular. No obstante, ante una hipotética quiebra del bróker o de su custodio, podríamos tener más problemas para demostrar que somos propietarios de esas acciones, o en el mejor de los casos, podríamos sufrir retrasos a la hora de traspasarlos a otra cuenta.

Estas cuentas ómnibus pueden conllevar más burocracia de la habitual si queremos ir, por ejemplo, a una Junta de Accionistas. También podríamos perder privilegios en determinadas operaciones corporativas como una salida a bolsa, o si quisiéramos  acudir a la segunda vuelta de una ampliación de capital, ya que no se consideraría que hay una cuenta por cada uno de los inversores interesados en acudir, sino una única cuenta ómnibus común a todos los clientes.

A la hora de escoger el bróker con el que vamos a trabajar, otras cuestiones que debemos tener muy presentes son el servicio al cliente, las herramientas que nos ofrece la plataforma o el tipo de órdenes con las que podemos operar, ya que el éxito o fracaso de nuestras inversiones puede depender más de estos aspectos que de una baja comisión por operar.

pantaweb

Para tomar las decisiones adecuadas, es vital contar con herramientas apropiadas para estudiar las compañías tanto por análisis técnico (gráficos) como por análisis fundamental, con información que nos ayude a determinar si una empresa está infravalorada o sobrevalorada, y en función de esta conclusión, ponernos largos o cortos en un valor.

La atención al cliente es primordial y algo en lo que no deberíamos escatimar. Llamar a un número de teléfono y saber que vas a tener una respuesta rápida y profesional ante cualquier problema, es en muchos casos la diferencia entre un bróker bueno y uno malo. Otros servicios muy útiles a la hora de operar son la disponibilidad de cotizaciones en tiempo real, la profundidad de mercado o la rapidez en la ejecución de órdenes.

Debemos analizar igualmente otro tipo de comisiones que podemos tener aparte de la de operar en bolsa, como  la custodia de valores o el cobro de dividendos. Algunas entidades hacen una agresiva publicidad sobre la comisión de compraventa, pero luego podemos llevarnos sorpresas desagradables al comprobar el alto coste de hacer una transferencia o mantener el depósito de nuestras acciones.

Por último, tampoco deberíamos olvidar la nacionalidad de nuestro intermediario. Los hay que están bajo supervisión de organismos extranjeros diferentes a la CNMV, lo que dificultaría el proceso ante una hipotética reclamación. Hay una serie de bróker que operan en España que en realidad están domiciliados en países extranjeros, por lo que la cantidad que cubren sus fondos de garantía podría ser inferior a la cubierta en España.

Puedes seguir descubriendo la inversión pinchando aquí.

Selfbank