Renée James, presidenta de Intel ¡Despedida!

El Tribunal General de la UE (TGUE) ha multado a la compañía que preside James con una sanción monetaria que asciende a los 1.060 millones de euros. ¿Las razones? El grupo tecnológico de EEUU ha sido sancionado por abuso de posición dominante y tratar de echar a la competencia del mercado de los microprocesadores.

La empresa de James cree que es una sanción desproporcionada a lo que los tribunales han contestado que es justa porque solamente la cifra significa un 4% de las ventas de Intel.

Entre las acciones castigadas con esta multa está la de pagar a Media Markt para que solamente pusieran a la venta en sus superficies los ordenadores que llevan sus microprocesadores.

Entrevistas

Crónica de bolsa

Lo más leído

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies