Política Sectores

Reporteros sin Fronteras solicita la publicación de las caricaturas de “Charlie Hebdo” en respuesta al atentado terrorista

La organización no gubernamental Reporteros Sin Fronteras (RSF) ha solicitado este miércoles a los medios de comunicación internacionales que publiquen las caricaturas del semanario satírico francés ‘Charlie Hebdo’ en respuesta al ataque contra su sede, que se ha saldado con la muerte de doce personas.

“Conocido en todo el mundo por sus dibujos satíricos, ‘Charlie Hebdo’ siempre ha puesto de relieve su lucha por la libertad de expresión. Hoy, su redacción está herida. Con este ataque incalificable, toda la prensa se ve pisoteada, burlada”, ha dicho en un comunicado.

“Todo el gremio está de luto. Pero la libertad de información no puede desdibujarse frente a la barbarie, ni ceder al chantaje de aquellos que atacan nuestra democracia y nuestros valores democráticos”, ha agregado.

“En nombre de todos aquellos que han caído defendiendo estos valores fundamentales, continuemos la lucha del ‘Charlie Hebdo’ por el derecho a una información libre”, ha manifestado, antes de expresar “su más profunda solidaridad” con la revista.

La Policía ha publicado en la madrugada de este jueves las imágenes de los dos principales sospechosos del ataque, Said Kuachi, de 34 años de edad, y su hermano Cherif, de 32 años. Asimismo, ha pedido a la población que facilite toda la información posible acerca de ambos.

Un tercer sospechoso se ha entregado a la Policía a última hora del miércoles en la localidad de Charleville-Mezieres. Fuentes policiales citadas por el diario francés ‘Le Monde’ ha afirmado que por el momento no se han presentado cargos contra él.

El asalto a ‘Charlie Hebdo’ ha comenzado a las 11.30 horas cuando tres hombres han irrumpido en la redacción de la revista satírica abriendo fuego de forma indiscriminada contra sus trabajadores al grito de ‘Allahu Akbar’ (Dios es el más grande).

En su huida han dado lugar a tres tiroteos con la Gendarmería, a pesar de lo cual han conseguido escapar. Unos 3.000 efectivos han sido desplegados en la capital francesa para localizar a los responsables de estos hechos.

En total, doce personas han muerto, la mayoría periodistas, y once han resultado heridas, cuatro de ellas graves. La comunidad internacional ha condenado de forma unánime lo que ha calificado como un atentado contra la libertad de expresión.

EUROPA PRESS