Empresas

Repsol prevé una caída en su beneficio de hasta un 22% en 2015

La compañía esperar registrar un beneficio neto de entre 1.250 y 1.500 millones al cierre del ejercicio

El entorno de bajos precios en el petróleo y la consecuente caída en picado de los carburantes parece estar lastrando las cuentas de Repsol, que cerrará 2015 con un beneficio neto de entre 1.250 y 1.500 millones de euros, lo que supondría una caída de entre un 7 y hasta un 22 por ciento en sus ganancias.

Según la información provisional que la compañía ha remitido este miércoles a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el beneficio neto ajustado se situará entre los 1.600 y 1.800 millones de euros, es decir, entre un 6,2 por ciento menos y un 5,4 por ciento más que el año pasado.

Por su parte, el resultado bruto de explotación (ebitda) alcanzará entre 5.200 y 5.450 millones de euros, superando los 3.800 que la compañía registró en 2014, y la deuda seguirá en los mismos niveles del año anterior, una vez que se descuente el efecto de la adquisición de la petrolera canadiense Talisman.

Estas estimaciones recogen, tal y como explica la empresa, una provisión después de impuestos de 450 millones en el tercer trimestre como consecuencia del deterioro de sus activos de gas y electricidad en Norteamérica y de sus activos no convencionales del yacimiento Misissippian Lime en Estados Unidos.

Mejora en la producción

Respecto a los niveles de producción, Repsol registró 651.000 barriles o equivalente de petróleo al día en el tercer trimestre de 2015, con un incremento del 77,9 por ciento respecto al mismo periodo del ejercicio anterior como consecuencia de la adquisición de Talisman, una aportación que la compañía contabiliza desde el pasado 8 de mayo cuando se integró en el grupo.

Durante este trimestre, Repsol obtuvo, además, un margen de refino en España de 8,8 dólares por barril, más del doble que los 3,9 dólares del tercer trimestre de 2014.

Así, según la compañía, la producción en este periodo fue casi un 24 por ciento superior a la del segundo trimestre de 2015, aun coincidiendo con un descenso en la cotización del Brent del 50 por ciento.

Respecto al refino, los márgenes en España se redujeron un 3,3 por ciento en el tercer trimestre respecto al segundo y se duplicaron frente al mismo periodo del ejercicio anterior.

Durante el pasado año, la compañía obtuvo un beneficio neto de 1.612 millones de euros y un beneficio neto ajustado de 1.707 millones.

Asun Infante