Empresas Sectores

Simón Pedro Barceló “Seguiremos invirtiendo en España”

Desde principios de mayo, la empresa que preside junto a su primo (el otro Simón Barceló) nos inocula el gen B. El cambio de Barceló a B Travel Brand, les ha costado un millón de euros, o lo que es lo mismo, apenas nada -un 0,1 por ciento sobre los 1.115 millones de facturación del año pasado-. Lo mejor, que esta apuesta revertirá en más puestos de trabajo y en un horizonte lleno de oportunidades, entre ellas México, país en el que quieren ser la tercera cadena hotelera. De carácter familiar sabe lo que es conectar la razón con las emociones. Simón Pedro Barceló viaja al futuro con Diario Financiero.

De Barceló Viajes a B The Travel Brand, ¿por qué?

Necesitábamos dar claridad a ambas marcas y decidimos dejar la marca Barceló a la compañía hotelera y diferen­ciar al segmento de agencias de viaje. La marca pretende ayudar a una nueva forma de comunicación con nuestros clientes. Estamos haciendo un esfuerzo de identificación personal y de conexión en el área de los sentimientos.

Y ¿por qué ahora?

El proyecto ya estaba en nues­tra cartera. Lo hemos hecho en cuanto hemos podido, una vez superadas las turbulen­cias del sector de las agen­cias de viaje con casos como el de la quiebra de Marsans y la desaparición de Horizonia. A ello se une que vivimos un buen momento de recupera­ción económica en el que va a haber más gente viajando, haciendo uso de las agencias. Teníamos un planteamiento de futuro que presentar y ante esto mejor cuanto antes.

La mejora de la situación de Barceló también habrá ayudado…

Todo ayuda. Lo cierto es que Barceló salió de la crisis con cerca de 20.000 habitaciones, el mayor número de activos propiedad de su historia, y con una nueva dimensión en nuestra actividad de viajes. De estar entre la quinta y séptima posición del ranking español, hemos pasado a la tercera. En 2012, factura­mos 350 millones de euros en agencias de viaje mientras que en 2014 hemos facturado 1.100 millones. Vivimos un buen momento en la activi­dad de viajes que, por tanto, esperamos se acompañe con buenos resultados económi­cos estos próximos años

La campaña gira en torno al gen B, ¿cómo se inocula?

Compartiendo experiencias y emociones. Entendemos que el viaje es una experiencia personal que se inicia mucho antes de realizarlo y acaba mucho después de regresar y por tanto se hace extensiva a otros viajeros. Quienes viajen con nosotros encontrarán el gen B en esa sensación.

Un antes, durante y después que me recuerda a la línea en la que también trabaja el Ministerio de Industria a través de la Secretaría de Estado de Turismo…

La buena colaboración y sinto­nía entre el sector público y privado en el sector turís­tico es una realidad. Ayuda también el hecho de que las empresas grandes somos las que, principalmente por los recursos tanto internos como externos con los que traba­jamos, tenemos acceso a los grandes concursos públicos para promocionar España como destino turístico a nivel internacional lo que nos permite estar muy al tanto de las últimas tendencias.

¿Qué retorno esperan en cuanto a captación de nuevos clientes, y por tanto en volu­men de ventas y facturación?

Creemos que vamos a crecer un 10 por ciento, pero sería muy arriesgado definir cuánto va a corresponder al cambio de marca.

Tienen previsto generar entre un 10 y un 15 por ciento más de empleo durante este ejerci­cio, ¿qué modelo se va a seguir teniendo en cuenta los ajustes de años anteriores?

La compañía de viajes ha vivido unos años difíciles que nos llevó a aplicar un Expe­diente de Regulación Tempo­ral de Empleo (ERTE) que afortunadamente finalizó en mayo. Vamos a compensar el esfuerzo de los emplea­dos durante estos años reto­mando la situación económica de todos ellos, en viajes 2.000 personas aproximadamente. Además vamos a incremen­tar el empleo fundamental­mente en el segmento de la compañía aérea, del turopera­dor y de las agencias. Nuestra voluntad siempre es la de dar estabilidad en el empleo pero nuestro sector, desgraciada­mente, es estacional e impide que el 100 por cien de los trabajadores puedan hacerlo a tiempo completo. No obstante si conseguimos incremen­tar más la actividad en otras áreas de negocio crecerán las contrataciones fijas.

¿Entra entonces, dentro de sus planes inmediatos, potenciar el segmento del turismo de negocios?

Tenemos una presencia muy relevante en los viajes corpo­rativos tanto a través de la joint venture con American Express como de BCB –tercera gran agencia de viajes corpo­rativos en el mundo-. No obstante lo vamos a inten­tar impulsar en la medida de nuestras posibilidades orien­tándonos principalmente a las empresas exportadoras o viceversa, de aquellas, que vienen a España para hacer negocio.

La división hotelera cuenta con un total de 140 hoteles, de los cuales 49 están ubicados en España… Además del cuarto hotel en Barcelona, ¿qué otros hoteles Barceló abrirán sus puertas a corto plazo?

Aparte de Diagonal 414, en Barcelona, tenemos firmado Emperatriz y Torre Madrid en la capital de España, que entra­rán en operación en 2.016, máximo 2.017. También en Costa Adeje (Tenerife) hemos firmado nuestro primer hotel que empezará a funcionar en 2.017. Si pensamos en 2.020 mínimo otros ocho en España, donde seguiremos invirtiendo y asumiendo riesgos. Quere­mos ser cada vez más terceros.

Presumen de ser “la primera socimi hotelera en España”, ¿en qué punto están las nego­ciaciones con Hispania para ser “su cadena preferida”?

En estos momentos somos su cadena favorita y esperamos que el año que viene con el crecimiento y con la incorpo­ración de un mayor número de hoteles, lo sigamos siendo y podamos gestionar la inmensa mayoría de ellos.

Al hilo de la pregunta anterior y de sus declaraciones en las que afirma que “prefiere gestio­nar el 20 por ciento de 12.000 o 15.000 habitaciones antes que el 100 por cien de 4.000, me gustaría que me explicase ¿cuál es la diferencia, porque si las cuentas no me fallan estamos hablando de menos habitaciones?

Me refería a tener el 20 por ciento de la propiedad, indu­dablemente nuestro deseo es gestionar el 100 por cien de los hoteles. Aunque si bien es cierto hemos acordado que ni somos ni seremos la socimi exclusiva de la Hispania. La exclusividad de hecho se convierte en una cierta inco­modidad para las dos partes, ya que impide cambiar de gestor, lleva aparejado un derecho de territorialidad, etc…

Cuentan con una joint venture con American Express, que por cierto ha cambiado también de “nombre o imagen de marca” ¿está en peligro el acuerdo o podrían variar las condiciones 65 – 35 por ciento?

No en absoluto. American Express ha creado una sociedad conjunta con todas sus agen­cias de viajes, que cambia de marca quizá con la misma idea que hemos tenido nosotros. Es cierto que han entrado nuevos socios y se van a convertir en los accionistas de ese 65 por ciento, pero no van a variar las condiciones para nada. Es sólo un cambio de marca que hemos decidido todos en consenso.

Veremos un avión marca Evelop –Barceló- que comuni­que las principales capitales de provincia

No, nuestro interés está en el Caribe.

Acaban de incorporar un nuevo avión a su flota y el objetivo es que la familia crezca aún más en 2019… Dado todos los suce­sos que están aconteciendo en el sector aeronaútico, ¿puede perjudicar esto a volumen de pasajeros?

No, los accidentes y los actos criminales ocurren, pero la aviación ha alcanzado unos niveles de seguridad que con perspectivas de futuro se irá incrementando y sostenga un nivel de tráfico mucho mayor y mejorando incluso los nive­les de seguridad.

A principios de mes compraban a otro gigante de los negocios, Amancio Ortega, el 42,5 por ciento de su participación en la cadena Occidental. A princi­pios de mes conocíamos que están ustedes negociando con BBVA para comprar el 57,5 por ciento que el banco tiene en la cadena, ¿en qué punto están las negociaciones?

En primer lugar estamos pendientes de que las auto­ridades de competencia en México nos autoricen en los próximos meses a la compra de la participación en Occi­dental a Ponte Gadea y otros. Por otro lado estamos deci­didos a llegar a un acuerdo con BBVA y otros fondos que gestiona el banco y son accio­nistas de la cadena. Espera­mos que sea una cuestión de días poder llegar a un acuerdo.

Cuba… En anteriores decla­raciones a Diario Financiero afirmó que “nos gustaría tener una mayor presencia” y para ello la cadena esta “trabajando intensamente con el Gobierno cubano”… ¿cuándo se abrirán las puertas del nuevo hotel?

Tenemos una presencia limi­tada a un hotel en Varadero pero queremos recuperar la presencia que teníamos en el pasado. Intentaremos avanzar.

Con el deshielo, ¿han notado mejoría en las relaciones con el Gobierno cubano?

Nunca hemos tenido proble­mas con el Gobierno cubano. Las relaciones siempre han sido muy cordiales en la línea de la colaboración mutua.

En la internacionalización se habla mucho del efecto arras­tre, ¿a cuántas pymes han ayudado a internacionalizarse?

Más de 100 seguro pero no sabría decirte… Tiramos mucho de proveedores espa­ñoles porque entienden mejor nuestras necesidades y se acomodan a nuestros calen­darios. El desembarco de españoles a principios de los 80 fue importantísimo, desde el director de hotel, la gober­nanta, el metre, el comité de dirección… En cuanto a empresas nuestros provee­dores empezaron exportando y la mayoría han decidido implantarse allí porque nece­sitamos actualizar y mejo­rar periódicamente nuestros hoteles, al igual que ocurre con los servicios de auditoría y asesoría.

España está en primera posición del ranking mundial de compe­titividad turística. Sin embargo suspendemos en la relación calidad precio, ¿tiene previsto una rebaja de los precios hoteleros?

La respuesta es no. Más bien lo contrario. Vamos a apro­vechar la recuperación de la economía europea para incrementar nuestros precios porque tenemos recorrido. La planta hotelera ha tenido siempre una magnífica rela­ción calidad precio y estos últimos años ha hecho un gran esfuerzo de inversión y mejora. A España vienen más de 65 millones viajeros inter­nacionales, principalmente de clase media europea, que pueden asumirlo. Además el modelo de todo incluído permite a las familias mejorar su planificación.

¿No creen que esto puede repercutir en una caída de la demanda en beneficio de los alquileres de apartamentos no reglados?

No será el hotelero quien pierda de producirse una crisis de modelo, ya que los hote­les lo tendremos más fácil. El turismo residencial ha convi­vido con el hotelero durante décadas y no ha tenido ningún impacto negativo. Sin embargo el uso de pisos o apartamentos no reglados pone en riesgo al destino, que se puede conver­tir en un lugar de pelea en lugar de en un lugar de encuentro. Esto requiere una reflexión profunda del conjunto de la sociedad que lleve a tomar decisiones al Gobierno. El urbanismo se inventó por algún motivo.

Entrevista publicada en Diario Financiero edición papel el 29 de mayo de 2015.