Opinión

Sindicar al soldado Pablo

¿Qué es más importante: salvar la vida de un soldado, de todo soldado cuya vida esté en riesgo; o empeñar en una operación como esa la vida de otros 10 o 100 soldados? El debate está presente en buena parte de la literatura bélica y podría saltar al mundo de la empresa, no se lo pierdan, de la mano del partido de Pablo Iglesias.

Un conocido diario económico ha señalado con tanto tino en la investigación como mala leche en el titular, que uno de los puntos del programa de máximos de Podemos plantea que los sindicatos pasen a ocupar un puesto en el Consejo de Administración de las empresas. Seguro que más de uno se lleva las manos a la cabeza asegurando que se trata de un nuevo brindis al sol de estos populistas, según les califican los populistas que prometen empleo y generan corrupción. Y sin embargo, y aparte de que sea un modelo que recuerda en lo formal a los sindicatos verticales franquistas, tiene su aquel.

La propuesta se vehicularía a partir de un sindicato de nuevo cuño bajo la denominación ‘Somos Sindicalistas’. A quien esto firma le parece que puede salir algo más provechoso de dos remeros moviendo el barco, aunque uno lo haga por la izquierda y otro por la derecha, que peleándose porque unos ganan mucho y otros nunca lo suficiente. Y planteándose debates como el militar: ¿salvamos a cada uno, o salvamos a los máximos posibles? Aunque solo sea porque eso mismo se lleva haciendo de tapadillo mucho tiempo. Y para ser así, mejor es que sea a las claras y con transparencia.