Empresas

UGT y Google firman un acuerdo para la formación digital de los trabajadores

El secretario general de UGT, Pepe Álvarez, y la directora general de Google España y Portugal, Fuenciscla Clemares, firmaron este lunes un acuerdo en el que se comprometen a colaborar para aportar formación en competencias digitales tanto para los afiliados al sindicato como para todos los trabajadores.

El acuerdo contempla, en primer lugar, el desarrollo de un curso ‘online’ masivo, gratuito y abierto (MOOC, por sus siglas en inglés) por parte de Google. Este curso, con el título de ‘Competencias Digitales para Profesionales’, tendrá una duración de 40 horas y estará especialmente diseñado para trabajadores en activo (tanto parados como ocupados) que estén interesados en conocer cómo las herramientas digitales les pueden ser útiles en su trabajo diario.

En segundo lugar, Google formará presencialmente a 200 cuadros sindicales de UGT, que posteriormente harán llegar este conocimiento a afiliados, delegados y trabajadores de los distintos sectores económicos. Con esta programación, el sindicato pretende “llegar a todas las provincias del Estado y al mayor número posible de personas”.

En cuanto al contenido del curso, abordará desde el uso básico de los diferentes sistemas operativos hasta las redes sociales, pasando por las plataformas de creación de contenido y los programas de tratamiento de datos. Además, este curso se incluye en la plataforma ‘Google Actívate’, que la multinacional puso en marcha en 2014 con el objetivo de “ayudar a la formación en competencias digitales”.

El secretario general del sindicato explicó que “hace tiempo que perseguíamos poder establecer relaciones estables con Google y contribuir al proceso de digitalización”. En opinión de Álvarez, este proceso de transformación digital “es una asignatura pendiente” en España. En ese sentido, se mostró partidario de “romper algunos esquemas tradicionales” con el fin de hacer proyectos de formación “más actuales”.

La directora general de Google España, por su parte, incidió en el “compromiso de largo plazo con la formación gratuita” de la compañía, ante la posibilidad de que estos cursos pasasen a ser de pago en un futuro. Asimismo, señaló que estos cursos “no están asociados a ningún producto de Google”. Respecto al tratamiento de datos (los participantes en los cursos comparten su sexo, edad y sector profesional), Clemares insistió en que “no vamos a recoger más datos de los estrictamente necesarios”.