Empresas

Volkswagen recortará un tercio de su plantilla hasta 2017

Y ha visto caer sus ventas un 0,5 por ciento en los dos primeros meses del año

El ‘caso Volkswagen’ continúa pasando factura al fabricante alemán, ahora respecto a sus trabajadores. La empresa ha anunciado que prevé recortar 3.000 empleo en la administración y gestión de Alemania hasta 2017, un tercio de la plantilla actual.

Según ha anunciado la compañía, además de lo anterior prevé reducir sus inversiones en 1.000 millones de euros durante este ejercicio y dejará de fabricar algunos modelos no rentables con el objetivo de reorganizar su negocio y recortar su volumen de gasto.

Pero esta reducción no tiene su origen únicamente en el escándalo de los motores truncados. En los dos primeros meses del año la marca Volkswagen ha visto reducir sus ventas medio punto, un porcentaje que se eleva hasta el 13,8 por ciento en la comercialización de los vehículos del grupo en Estados Unidos, hasta el 41,3 por ciento en Brasil y el 17,7 por ciento en Rusia.

Sin embargo, la compañía no culpa de ello al escándalo suscitado el pasado año. “en el segundo mes de este año también se refleja la heterogénea situación de los mercados y en las diferentes regiones”, explicó el director de ventas de la marca Volkswagen, Jürgen Stackmann.

Y todo lo que se le viene encima, la marca observa un pequeño rayo de luz en la oscuridad. El Gobierno español no pedirá al fabricante alemán la devolución de las ayudas del Plan PIVE. Lo ha confirmado el director general de Industria y Pyme, Víctor Audera. “Para nosotros no hay ‘caso Volkswagen’ en el tema del CO2, porque los coches que se analizan no tenían apenas desviación”, afirmó.

Estas declaraciones contrastan con las que había hecho el Ministro de Industria, Energía y Turismo en Funciones, José Manuel Soria, en septiembre del año pasado, en las que afirmaba que estaban estudiando el procedimiento jurídico para reclamarle los 1.000 euros que aportó el Estado por cada vehículo beneficiado del Plan PIVE.