Edición Limitada

Vuelven los chicos del “Chup chup”

Los asturianos Australian Blonde regresan al panorama musical con un nuevo disco, You kill me, que verá la luz el próximo martes 18 de noviembre de la mano de Marxophone y que recupera la esencia de la banda durante la década de los 90, aunque ellos prefieren quitar hierro a aquella época dorada de la música española: “El sonido Gijón fue algo mediático más grande que la repercusión que tuvo en el público”.

Paco Loco, uno de los miembros de la banda, ha indicado durante una entrevista concedida a Europa Press que en aquel momento, en el que la prensa especializada vio en la ciudad asturiana un paralelismo con la escena de Seattle, no se sintieron aludidos. “Cuando las cosas pasan ninguno se siente que es parte de ello”, ha dicho.

Estética underground, música alejada de las corrientes mainstream y coincidencia geográfica fueron algunos de los aspectos compartían bandas como Undershakers, Nosoträsh, Dr. Explosion, Pauline en la Playa, Penelope Trip o Manta Ray. Algunos de ellos actuaron en el Big Stereo Party que el sello Subterfuge organizó para celebrar sus 25 años y que congregó a cientos de nostálgicos.

Según recuerda Paco Loco, en aquella época todo era “más indie” que ahora, porque “había menos medios e infraestructura, mucha emoción e ilusión -que ahora también, pero antes más difícil-“. Aunque recuerdan con cariño aquella época, afirma que ni él ni nadie del grupo se siente “nostálgico”. “Todos hacemos cosas nuevas y miramos hacia delante. Cuando uno está en activo no hay tiempo para la nostalgia”, ha dicho.

DIEZ AÑOS DESPUÉS DE ‘CANCIONES DE AMOR Y GRATITUD’

You kill me, el disco que ahora publican, es el primer trabajo en diez años, desde que publicaron Canciones de amor y gratitud, y es fruto de la “disculpa” que supuso esta actuación del pasado mes de junio. “Llevábamos mucho tiempo intentando hacer algo, nunca nos hemos marchado, pero por circunstancias de la vida nos habíamos alejado un poco, necesitábamos una excusa”, ha dicho.

Musicalmente, las siete canciones que lo componen recuperan el sonido de sus comienzos y se suman a sus nuevas ideas. En él, habrá tanto canciones cantadas por Pablo (que se incorporó hace 10 años) como canciones de Fran con “estrofas y estribillos de poop muy bien construidos”.

Pocos días después de su publicación, el viernes 21 de noviembre, la banda presentará estas canciones en la sala madrileña Joy Eslava, dentro de la programación de Pop&Dance, un concierto en el que no faltarán éxitos como Chup chup, Cosmic o Cool dive.

“Cuando estás metido en giras sí te aburres de cantar cierta canciones, pero cuando pasa el tiempo te apetece tocarlas. Espero que la gente se lo pase bien, no tenemos otro tipo de ambición”, ha indicado el músico.

A pesar de los años que han pasado desde entonces, a Paco Loco le gusta mantener la inocencia. “Bastante tengo con madurar en la vida real como para madurar en la música. Intento mantener intacta la madurez en la música, no sé si se puede conseguir”, ha dicho.

Fuente: EUROPAPRESS
Foto: MARXOPHONE