Destacado Economía Empresas Noticias

Zandbergen (Robeco): “La sostenibilidad está cambiando el panorama económico y financiero”

La inversión en sostenibilidad busca generar un impacto significativo en la posición competitiva de una compañía y en su desempeño financiero a largo plazo, y más importante, un impacto positivo y duradero en la sociedad. Robeco es una firma holandesa de gestión de activos, pionera desde hace más de 20 años en el campo de la inversión. Su empresa hermana RobecoSAM, está especializada en la gestión bajo unos criterios de sostenibilidad que la propia empresa creó: los Índices de Sostenibilidad Dow Jones. Se dedican exclusivamente a la inversión en sostenibilidad desde 1995. 

 

Recientemente, han obtenido la máxima puntuación (A+) en la evaluación PRI (Principios de Inversión Responsables) de Naciones Unidas al cumplir los principios de inversión en sostenibilidad. Con este premio, Robeco consolida su forma de negocio centrada en las inversiones sostenibles. Todos los fondos con los que trabaja Robeco se encuentran bajo el criterio ASG. Así lo ha contado hoy Masja Zandbergen, una de las principales figuras europeas en Inversión en Sostenibilidad, en un desayuno con la prensa en la sede de Robeco. Zandbergen ha recalcado la necesidad de integrar la sostenibilidad en toda clase de empresas y activos financieros. La sostenibilidad y el cuidado del medio ambiente es un intangible cada vez más importante en nuestra sociedad, y es importante que las empresas se comprometan en estos ideales que las beneficiarán social y económicamente, aunque es cierto que sus beneficios se aprecian a largo plazo.

Es importante abordar la sostenibilidad desde la investigación y el conocimiento, aportando soluciones a aquellas empresas que apuesten por ello. Esta sostenibilidad se está incrementando en la sociedad y está cambiando los mercados económicos, las empresas y hasta el consumo. Pero eso implica costes e inversiones económicas de aquellas empresas que quieran formar parte del cambio. Hay tres razones fundamentales por las que es bueno para las empresas implicarse y hacer inversiones en sostenibilidad. La primera es reflejar los valores personales de la empresa, mejorando su imagen social; la segunda es que te hace ser mejor inversor y/o empresario; y por último, permite a la empresa marcar la diferencia y generar retorno económico, según Zandbergen.

Invertir en sostenibilidad es luchar contra el cambio climático, cuyas nefastas consecuencias implican a todos y afectan negativamente a las compañías. También es luchar contra la desigualdad, implícita en el Índice de Gini. Y luchar contra otros peligros, como el ciber crimen, invirtiendo en ciber seguridad. Y también implica cumplir con los deberes fiduciarios con las administraciones, ayudando así a repartir el beneficio económico en la sociedad.

Con ello, después de 23 años de experiencia en investigación en sostenibilidad, solo invierten en aquellas empresas que cumplen con los criterios de sostenibilidad, y que contribuyen positivamente en el desarrollo de la sociedad. Las empresas europeas son las que más se preocupan por la sostenibilidad, aunque todavía quedan muchas otras empresas que no se atreven a realizar estas inversiones, por lo que aún queda un largo camino por recorrer en sostenibilidad.