Alemania rechaza el plan de la UE, de prohibir nuevos coches de combustibles fósiles a partir de 2035

El gobierno de Alemania, no aceptará los planes de la Unión Europea para prohibir efectivamente, la venta de automóviles nuevos con motores de combustión a partir de 2035, según ha manifestado el ministro alemán de Finanzas, Christian Lindner.

En su intento por reducir las emisiones que contribuyen al calentamiento del planeta en un 55% para 2030, desde los niveles de 1990, la Comisión Europea ha propuesto una reducción del 100% en las emisiones de CO2 de los automóviles nuevos para 2035. Eso significa que sería imposible vender automóviles con motor de combustión a partir de entonces.

Los legisladores del Parlamento Europeo, respaldaron las propuestas este mes, antes de que se lleven a cabo las negociaciones con los países de la UE sobre la ley final.

Hablando en un evento organizado por la asociación de la industria BDI de Alemania el pasado martes, Lindner dijo que seguiría habiendo nichos para los motores de combustión, por lo que la prohibición estaba mal y, aclaró que el gobierno no estaría de acuerdo con esta legislación europea.

Lindner, miembro de los Demócratas Libres proempresariales, que comparte el poder con los Socialdemócratas y los Verdes, afirmó, no obstante, que Alemania, seguiría siendo un mercado líder para los vehículos eléctricos.