Alquicoche aumenta su red de oficinas y abre el proceso de incorporación de nuevos franquiciados

La firma valenciana de alquiler de vehículos Alquicoche está llevando a cabo un agresivo plan de expansión mediante la captación de franquiciados a nivel nacional. De esta manera, la compañía está respondiendo al crecimiento que ha tenido el mercado de los coches de alquiler, gracias al aumento de la demanda.

La empresa nacida en el año 2015 informó que recientemente han abierto oficinas en 8 nuevas ubicaciones: Valencia, Valencia Aeropuerto, Alicante Aeropuerto, Denia, Benidorm, Málaga, Málaga Aeropuerto y Madrid Barajas. Además, en su agenda de próximas aperturas se encuentran Barcelona, Sevilla, Palma, Ibiza, Tenerife y Las Palmas.

Una expansión acompañada de la más alta calidad

La pasada temporada de Semana Santa dejó en evidencia el colapso en el mercado de coches de alquiler en varias regiones de España. En zonas como Canarias e Islas Baleares, las solicitudes y reservas estuvieron muy por encima de las capacidades de las compañías prestadoras del servicio. Las flotas han resultado insuficientes no solo para los clientes turísticos, sino para el consumidor en general.

El equipo de Alquicoche sostiene que los clientes no solo están requiriendo más vehículos, sino que también aspiran acceder a servicios de mejor calidad, con garantías de seguridad y condiciones transparentes. Conscientes de esa oportunidad de mercado, han diseñado un modelo de negocio donde el cliente es el eje principal.

Teniendo en cuenta esta filosofía han cimentado su oferta en dos ejes fundamentales: Un riguroso control de calidad y una renovada flota de vehículos. La firma se ha concentrado en alquilar a sus clientes unidades de las marcas más prestigiosas. Comentan que, debido a ello, el público ha respaldado a la empresa y todos los meses está anunciando nuevas aperturas.

Alquicoche ofrece muchas ventajas a sus franquiciados

El modelo de franquicia Alquicoche está pensado en función del crecimiento y posicionamiento para la marca. Es por ello que han diseñado un tipo de vinculación que permite al asociado mantener los altos estándares de calidad de la firma. Una de esas ventajas es que el socio comercial puede capitalizar su inversión. Solamente la marca y la infraestructura de soporte pertenecen a la matriz y todo lo demás es del franquiciado.

Los emprendedores que comiencen a trabajar con Alquicoche pueden elegir entre gestionarla como negocio independiente o complementario de otro existente. Igualmente, puede decidir entre construir, arrendar o comprar su sede física. También puede optar entre recibir vehículos cedidos por Alquicoche o configurar su propia flota. Si el inversor no sabe nada del sector de alquiler de vehículos, puede acceder a continuos programas de capacitación en los que el franquiciado aprende temas como la gestión de una flota de alquiler, adquisición y enajenación de vehículos, administración financiera y marketing.

Alquicoche ha diseñado un plan de apoyo ejecutivo bajo la figura de Interim Management. Es un experto en alquiler de coches que trabaja en estrecha relación con el socio comercial para guiarlo ante cualquier duda. También apoya en materia de adquisición de seguros para la flota y proporciona un completo software de gestión especializado para la correcta gestión del negocio. Finalmente, Alquicoche proporciona a sus franquiciados reservas desde el primer día a través de su Sistema de Reservas, que es un poderoso músculo que impulsa al nuevo franquiciado al vincularlo con reservas de brokers y agencias de viaje tales como Expedia, Booking, Rentalcars, Do You Spain, Discover, Orbit, Economy Car Rentals, etc.