Anexeo, la agencia de SEM Barcelona, explica los secretos del SEM y su funcionamiento

El Search Engine Marketing, o SEM, es una de las estrategias de mercadeo en buscadores tan efectiva como el posicionamiento SEO, si se utiliza de manera inteligente, como toda estrategia de marketing. Por ello, es necesario el apoyo de expertos en el área.

Anexeo es una agencia SEM Barcelona, especializada en marketing digital y centrada en ofrecer excelentes servicios de desarrollo, diseño web, SEO, SEM y analítica digital, con estrategias personalizadas y adaptadas a las necesidades de cada empresa.

¿Qué es el SEM?

El Search Engine Marketing hace referencia a las campañas de anuncios de pago en los buscadores y, en sí, a cualquier acción de mercadeo que se realicen en los buscadores, sea o no de pago. El SEM abarca un conjunto de herramientas y estrategias que ayudan a optimizar la visibilidad de una marca y a incrementar la accesibilidad de las páginas web con ayuda de los motores de búsqueda de los navegadores.

Esta técnica es muy beneficiosa para las empresas, ya que genera tráfico cualificado para la página de la marca, filtrando los usuarios de acuerdo a lo que buscan, para luego quedarse con esas personas que realmente están interesadas en la compañía. También permite dar a conocer la empresa alrededor del mundo, debido a que posicionarse en los primeros puestos de los motores de búsqueda es una de las mejores maneras de conseguir visibilidad.

El marketing en buscadores es altamente medible y rápido, que permite segmentar y hacer un seguimiento en tiempo real, con pagos por clics y que está al alcance de todos.

Diferencias entre SEM y SEO

El Search Engine Optimization, conocido comúnmente como SEO, hace referencia al proceso de mejora de la visibilidad de una página web, enfocado en los resultados orgánicos de los motores de búsqueda. 

El Search Engine Marketing, o SEM, engloba aquellas técnicas que buscan mejorar el posicionamiento de un sitio web mediante el uso de anuncios pagados que aparecen en los motores de búsqueda con palabras clave específicas.

De modo que, si bien el SEO y el SEM persiguen la mejora del posicionamiento web de una página en los buscadores, ambas requieren una inversión diferente, ya que el SEO solo necesita de una inversión inicial que da resultados a futuro, y el SEM requiere de pagos por cada clic que tengan los anuncios.

La posición que ocupa el sitio web también es diferente, ya que los resultados orgánicos de búsqueda se ubican en el espacio central de los motores de búsqueda, mientras que los anuncios pagos ocupan una banda en la parte superior del buscador. 

Por último, el tipo de contenido difiere uno de otro, porque el SEO crea contenidos un poco extensos, pero de calidad, y el SEM utiliza anuncios con un límite de caracteres y landing pages creadas para generar el mayor impacto con elementos mínimos.