Aventurarte expone la importancia del juego en el desarrollo infantil

La importancia del juego en el desarrollo infantil recae en el aprendizaje de una serie de habilidades como pueden ser la planificación, organización, relaciones sociales, pensamiento lógico y creativo, e incluso ayuda a los niños a sobrellevar el estrés.

Por esta razón, los gobiernos e instituciones educativas incitan a los padres a promover la realización de actividades al aire libre y juegos recreativos en los más pequeños del hogar.

En este sentido, Aventurarte es un campamento experto en el desarrollo de programas infantiles y educativos que ayudan a los niños a potenciar sus cualidades, divertirse y aprender nuevas habilidades y virtudes.

¿Por qué es importante el juego en el desarrollo infantil?

Hoy en día, muchos juegos infantiles están diseñados para promover el desarrollo intelectual y físico de los más pequeños, a través de ejercicios al aire libre y en grupo. Campamentos como Aventurarte ofrecen a los más pequeños del hogar una serie de juegos y actividades que ponen a prueba su capacidad para trabajar en equipo y resolver problemas como un laberinto, adivinanzas, búsqueda de tesoros, escapes, etc. Esto es fundamental para mejorar las relaciones sociales y fomentar habilidades tan importantes para el estudio y el campo laboral como la comprensión, el liderazgo, la comunicación efectiva o la coordinación.

Los juegos de Aventurarte también promueven el respeto, la paciencia, la empatía, la solidaridad y otra serie de virtudes que son cruciales para un desarrollo infantil adecuado. Por otra parte, jugar al aire libre en estos campamentos ayuda a los niños y adolescentes a evitar el sedentarismo, lo que es de gran beneficio para su salud, productividad y sano crecimiento.

Aventuras y juegos al aire libre este 2022 con Aventurarte

Aventurarte ha desarrollado un nuevo programa para sus campamentos infantiles este 2022 que gira entorno a la aventura de revertir los efectos de un experimento científico que salió mal. Los niños, adolescentes y jóvenes son divididos por edades en diferentes grupos llamados tribus y juntos realizarán una serie de actividades al aire libre.

Los más pequeños, entre 5 y 7 años, pertenecerán a la tribu de los Anahuacs, quienes se caracterizarán por sus mentes curiosas y grandes ojos para observar todo. Por otra parte, los niños entre 8 a 12 años, los Wrights, vigilarán las operaciones de las otras tribus desde lugares altos en un aeroplano. Los adolescentes y jóvenes estarán divididos en las tribus de los Lamares (13 a 15 años) y los Teslas (16 a 18 años), e intentarán descifrar dónde estuvo el error en el experimento para arreglar este entuerto.

Todos ellos harán deportes multiaventura, senderismo, gymkanas, juegos de mensajes, veladas y teatros, entre otros. En el campamento también incluyen un juego de concurso de preguntas y respuestas en el que los niños deberán poner a prueba su creatividad, pensamiento lógico y capacidad de razonamiento.

Las nuevas aventuras de Aventurarte están diseñadas para sumergir a los niños en un ambiente creativo, emocionante y educativo. Todo esto, guiados y acompañados por monitores expertos en la realización de campamentos seguros que promuevan el desarrollo intelectual y físico de los más pequeños.