Bayer mantiene ventas en 2020 en España por el impulso del área de ‘crop science’

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Bayer cerró el ejercicio 2020 con 667 millones de euros en ventas en España, un 0,3% menos que en 2019, gracias al crecimiento del área de ‘crop science’, que aumentó en un 5,9% interanual, hasta 239 millones de euros.

Así lo han explicado en rueda de prensa este martes el CEO de la empresa en España y Portugal, Bernardo Kanahuati, y el jefe de la División del Clúster Mediterráneo en Bayer CropScience, Protasio Rodríguez.

Las ventas del área farmacéutica se contrajeron un 2,4% interanual, hasta 332 millones de euros, mientras que el área de ‘consumer health’ redujo sus ventas un 7,5%, hasta 96 millones de euros tras el ajuste del porfolio de la empresa.

Sobre las ventas en el área farmacéutica, Kanahuati ha destacado que el crecimiento fue “fuerte y sólido” excepto en oftalmología y salud de la mujer, que se vieron afectados por las limitaciones de movilidad a causa de la pandemia.

Por otro lado, si se suman las ventas de la empresa en Portugal, el resultado de Bayer alcanzó los 817 millones de euros en la península ibérica.

LA INVERSIÓN CRECE UN 9%

Bayer realizó inversiones en España por valor de 65,5 millones de euros durante 2020, un 9% más que en 2019, hecho que demuestra la apuesta por su desarrollo en el país, según ha explicado Kanahuati.

La mayor parte de la inversión, 37,6 millones, se destinó a ensayos clínicos e innovación en agricultura, de los cuales 21 millones se destinaron a proyectos relacionados con la salud.

El resto del capital, 27,9 millones de euros, fue a la mejora de la capacidad productiva y la eficiencia energética de las nueve plantas de la empresa en España, a los que se sumó fábrica de Viralgen en San Sebastián (Guipúzcoa).

Rodríguez ha apuntado que el área dedicada a la agricultura de la empresa tuvo un “crecimiento muy balanceado” que le permitió crecer en todas las categorías, con un aumento de las ventas por encima de la media del mercado.

El directivo ha destacado que 2020 fue el primer año en el que la empresa “ha operado como una sola organización desde la compra de Monsanto”, en junio de 2018.

Además, ha puesto énfasis en la innovación como respuesta “al gran desafío del planeta”, que ha explicado que es cómo alimentar a la población con una dieta saludable sin agotar los recursos, teniendo en cuenta que en los próximos 30 años se prevé que aumente en un 30% con un incremento de la demanda de alimentos del 50%.

Rodríguez ha asegurado que la manera de conseguirlo es “combinar semillas mejoradas con innovación en protección de cultivos y el uso de servicios y tecnologías digitales” que permitan a los agricultores mejorar su toma de decisiones.

Así, en 2020 la empresa lanzó la Bayer Forward Farm, una finca ubicada en Sevilla que debe servir para mostrar “innovaciones, herramientas y tecnologías” con el fin de producir de forma cada vez más sostenible.

SOSTENIBILIDAD

La sostenibilidad es una de las áreas en las que Bayer ha hecho hincapié, ya que cuenta con el compromiso de reducir un 30% los gases de efecto invernadero en España en 2030.

Entre otras iniciativas, la empresa incentiva a los agricultores a llevar a cabo proyectos que permitan el secuestro de carbono en los cultivos.

En 2020, Bayer redujo en un 12% la emisión de gases contaminantes y desde el 1 de enero de este año el abastecimiento eléctrico de todas sus plantas proviene de fuentes de energía 100% renovable.