Deliveroo debutará en Bolsa a un precio de 3,9 libras por acción

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La compañía de reparto de comida a domicilio Deliveroo ha fijado el precio definitivo de su salida a Bolsa en 3,90 libras por acción, lo que supone la mínima cifra posible con respecto a la horquilla de posibles precios marcada, según han indicado varios medios británicos.

De esta forma, Deliveroo recaudará 1.500 millones de libras (1.754 millones de euros) por la venta inicial de 384,6 millones entre los inversores que han decidido acudir a la operación. La valoración bursátil ha quedado fijada en 7.600 millones de libras (8.891 millones de euros).

La semana pasada, la compañía estableció un rango de precios para sus acciones en el marco de la venta de la OPV de entre 3,90 y 4,60 libras. De haberse fijado las acciones en el precio máximo indicado, Deliveroo habría levantado 1.769 millones de libras (2.070 millones de euros) y habría alcanzado una valoración de hasta 8.800 millones (10.295 millones de euros).

Sin embargo, este lunes, la empresa informó de que rebajaba el rango de precios hasta entre 3,90 y 4,10 libras por título debido a la “volatilidad” del mercado.

Tras la operación, Amazon se mantendrá como el accionista principal de la firma, reduciendo su peso en el accionariado del 15,8% actual al 11,5%. No obstante, dado que la empresa tiene una estructura accionarial de clase doble, el fundador y consejero delegado, William Shu, ostenta el control de la misma. Aunque los 115,2 millones de títulos de Clase B que tendrá tras la OPV apenas representan el 6,3% del capital social total, acumularán el 57,5% de los derechos de voto totales.

Deliveroo ha contratado a Goldman Sachs International y JP Morgan Securities (JP Morgan Cazenove en Reino Unido) como coordinadores globales conjuntos, y a Merrill Lynch International (BofA Securities), Citigroup Global Markets Limited (Citigroup), Jefferies International Limited (Jefferies) y Numis Securities Limited como ‘bookrunners’ conjuntos de la OPV.

La compañía cerró 2020 con unas pérdidas netas atribuidas de 225,5 millones de libras (264,9 millones de euros), un 28,9% menos que los números rojos del año anterior, tras incrementar su facturación un 54,3%, hasta 1.190,8 millones de libras (1.399,1 millones de euros).