Díaz pregunta a CEOE por qué dice que “no toca” subir el SMI

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz, ha advertido este viernes, en referencia a la CEOE, que “quien dice que hoy no toca” subir el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) a los trabajadores “más vulnerables” debe explicar a la sociedad “por qué está pactando” mayores incrementos salariales en los trabajadores que ya tienen “mejores condiciones” laborales.

Díaz, que ha participado en Vitoria-Gasteiz en un acto de la patronal alavesa SEA, se ha referido de esta forma a las afirmaciones efectuadas el pasado miércoles por el presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Antonio Garamendi, quien manifestó que ahora “no toca” adoptar una medida como la subida del SMI que el Gobierno central prevé aprobar en un plazo breve de tiempo.

La ministra de Trabajo, que ha reafirmado su apuesta por el diálogo social con empresarios y sindicatos, ha explicado que la actual es “la antesala de la negociación” de la subida del SMI, para lo que ya se ha convocado una mesa de diálogo para el próximo lunes. En todo caso, y con independencia de cuál sea el resultado de las negociaciones con empresarios y sindicatos, ha asegurado que el Gobierno incrementará “con prontitud” el Salario Mínimo Interprofesional.

SUBIDAS DEL 1,8% EN CONVENIOS

“Es difícilmente comprensible en nuestro país hoy, en términos de recuperación económica y de empleo, no defender una subida del SMI, cuando los convenios colectivos están revalorizando actualmente los salarios entre un 1,5 y un 1,8%”, ha manifestado.

Díaz ha advertido de que “quien se oponga a una subida menor en ese millón y medio de trabajadores más vulnerables tiene que explicárselo a la sociedad española”. “Quién hoy dice que no toca [subir el SMI], tiene que explicar por qué está pactando mejores salarios para trabajadores en mejores condiciones”, ha añadido.

La ministra ha reafirmado la intención del Gobierno de aprobar “de inmediato” el incremento del salario mínimo. No obstante, ha rechazo hablar de un plazo concreto para aplicar esta medida. En este sentido, ha explicado que conoce “cómo funcionan” las mesas de trabajo y diálogo, y ha señalado que “la vocación del Gobierno es alcanzar un acuerdo”.

“Haya o no acuerdo, habrá subida del SMI”

Con independencia de que haya acuerdo o no con los agentes sociales, habrá subida del SMI pero ha expresado su “absoluta confianza” en el diálogo social.  De esta manera se ha referido a la negociación en torno a la subida del SMI en una entrevista a Radio Euskadi recogida por Europa Press,

En todo caso, haya o no acuerdo, ha asegurado que habrá la próxima semana subida del SMI, ya que es “la herramienta más eficaz para combatir la pobreza”, y ha indicado que casi todos los países de la UE en plena pandemia y crisis lo han subido.

“Faltaba nuestro país y estoy muy satisfecha porque nuestro país sigue a la vanguardia de la defensa de las personas más débiles en nuestra sociedad. El SMI afecta a los trabajadores más vulnerables, aquellos que están fuera de convenio colectivo, que son pocos pero son los que más lo necesitan. Por pura igualdad social, estoy satisfecha y se va a subir el SMI, vamos a cumplir con la agenda que nos fija la Carta Social Europea, con ese 60% del salario medio”, ha agregado.

Cuestionada por si habría posibilidad de introducir mecanismos correctores ante la diferencia que pueda suponer un SMI en unos territorios u otros, Yolanda Díaz ha afirmado que es algo que están planteando, sobre todo, los grupos nacionalistas como EH Bildu, pero ha indicado que ella se rige por las normas de la unidad de mercado.

Según ha indicado en Radio Euskadi, esas normas son “claras y ahí lo dejo”. “El SMI es un operador que nos sitúa en un techo mínimo que debe ser en términos de cierta igualdad en el conjunto del territorio del Estado, si aplicamos esta dinámica a muchas otras materias económicas, sin lugar a dudas, generaríamos algunos inconvenientes”.