El 67% de los inversores españoles cree que el impacto económico del Covid-19 durará entre 6 meses y dos años

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El 67% de los inversores españoles cree que el impacto de la crisis económica del Covid-19 durará entre seis meses y dos años, según el ‘Estudio global de inversión’ de Schroders publicado este miércoles y recogido por Servimedia.

La empresa detalló que en el estudio han participado 23.000 inversores de 32 lugares del mundo y también revela que aumentó la inquietud por las inversiones dado que antes de la crisis tan solo un 37% de los españoles pensaban con frecuencia en ellas (35% a nivel global) y ahora ese porcentaje se eleva al 53% tras la crisis (49% a nivel global).

Por otro lado, el estudio indica que a pesar de que el 65% de los inversores españoles declaran experimentar niveles bajos o inexistentes de preocupación ante caídas de los mercados en periodos cortos de tiempo (la media europea es de 71%), cuando los mercados bursátiles atravesaron un período de volatilidad en febrero y marzo el 76% hizo cambios en su cartera.

Asimismo, las expectativas de rentabilidad media anual del inversor español para los próximos cinco años siguen siendo optimistas y alcanzan el 10,03%. Estas expectativas son superiores a las de la media europea (9,4%) pero inferiores a otras regiones como el continente americano, donde esperan un 13.15%, o Asia (11.46%).

Al margen del contexto macroeconómico, las prioridades para destinar el gasto de la renta disponible son la jubilación (primera para el 27% de los encuestados), la inversión en activos como renta variable, renta fija o materias primas (primera para el 24%) y depositar el dinero en una cuenta de ahorros (primera para el 16%).

Por otro lado, la mayoría de encuestados españoles (52%) continúa teniendo al banco como referente para solicitar servicios de asesoramiento financiero. A nivel global, el porcentaje se sitúa ligeramente por debajo (46%).

En cuanto a su conocimiento sobre inversiones, el 50% de los entrevistados españoles lo denomina como intermedio, más de un tercio (38%) lo califica como experto o avanzado y el 12% restante como principiante o básico.