El Departamento del Tesoro alerta de que EE.UU. podría alcanzar el límite de deuda el 15 de diciembre

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

El Departamento del Tesoro de Estados Unidos ha alertado de que el país podría alcanzar el límite de deuda el próximo 15 de diciembre, por lo que el Gobierno del presidente Joe Biden podría no ser capaz de financiar sus programas.

La secretaria del Tesoro, Janet Yellen, ha trasladado su «alto grado de confianza» en la capacidad del Departamento para mantener al día los pagos de deuda de Estados Unidos, pero ha advertido de que podría quedarse sin efectivo tras destinar 118.000 millones de dólares –cerca de 105.000 millones de euros– al Fondo Fiduciario de Carreteras, recoge el ‘The Hill’.

«Hay escenarios en los que el Tesoro se quedaría sin recursos restantes para continuar financiando las operaciones del Gobierno de Estados Unidos más allá de esta fecha (el 15 de diciembre)» pues «el flujo de la caja del Gobierno federal está sujeto a una variabilidad inevitable», ha explicado Yellen en una misiva a la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi.

Ahora el Partido Demócrata deberá buscar la vía en la que poder ampliar el techo de gasto, un difícil reto en base a las declaraciones de los republicanos, incluido el líder de la minoría del Senado, Mitch McConenll, hayan asegurado en varias ocasiones que no apoyarán una legislación en estos términos.

Desde el Partido Republicano han instado a que los demócratas actúen de forma independiente y aborden el tema a través de un proceso conocido como reconciliación presupuestaria, mientras que estos apuestan por alcanzar un acuerdo común, y han rechazado en primer término recurrir al proceso mencionado, explica la cadena CNN.

Esta nueva fecha se establece ahora por el Departamento del Tesoro después de que el Congreso aprobara una extensión del límite de deuda en octubre, en respuesta a las advertencias de la propia Yellen sobre las dramáticas consecuencias económicas que se podrían producir si no se abordaba el asunto.

Así, el Congreso estadounidense aprobó en octubre el aumento del límite de deuda en 480.000 millones de dólares –más de 415.000 millones de euros–, evitando así que el Gobierno incurriera en posibles impagos al menos hasta el 3 de diciembre.

Tras este acuerdo, McConnell remitió una carta a Biden en la que le advertía de que no volvería a «proporcionar esa asistencia» si su Gobierno entraba «en otra crisis evitable».