El juez del ‘caso Villarejo’ pregunta a las partes por la prórroga de la investigación de los encargos a BBVA

El juez de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón ha solicitado a las partes que se pronuncien sobre si consideran necesario extender la investigación acerca de los presuntos encargos ilegales de BBVA al ahora comisario jubilado José Manuel Villarejo más allá del próximo 29 de julio, cuando caduca la prórroga vigente.

En una diligencia de ordenación,  el titular del Juzgado Central de Instrucción Número 6 ordena dar traslado a la Fiscalía Anticorrupción, al resto de acusaciones y a las defensas para que en el plazo de tres días se posicionen al respecto. «Oídas las partes, póngase de manifiesto lo actuado al instructor para resolver lo que proceda», añade.

Antes de que el magistrado solicitara la opinión de las partes, BBVA ya fijó su posición en un reciente escrito donde le instó a poner fin a la instrucción, por considerar que «se encuentra agotada», así como a archivar la causa respecto a la entidad financiera.

Para BBVA, de las diligencias practicadas hasta la fecha ha quedado demostrado «que no hay conductas constitutivas de delito de revelación de secretos ni de cohecho que sean imputables» al banco «ni a ninguno de sus empleados».

En este sentido, defendió que no se pagó a Villarejo sino a CENYT –el grupo empresarial del comisario–, que «actuaba de manera transparente en el tráfico jurídico-mercantil como una empresa de actividad lícita y conocida por las autoridades competentes».

Al hilo, añadió que «ningún empleado de BBVA podía creer que estaba cometiendo un delito por abonar las facturas de CENYT, teniendo en cuenta que ninguno de los entregables de CENYT encontrados en BBVA contiene datos que el lector pueda suponer de procedencia ilícita».

Con todo, cree que «la investigación de unos muy concretos hechos presuntamente constitutivos de delitos de revelación de secretos y cohecho se ha transformado en una inquisición general de la vida y milagros de la entidad financiera durante los últimos 14 años».

Además de la propia entidad, otro de los principales investigados en esta pieza separada número 9 de ‘Tándem’ es el ex presidente de BBVA Francisco González, que de cara a anteriores prórrogas ha venido abogando por llegar hasta el fondo de las pesquisas para esclarecer los hechos.

Según las fuentes jurídicas consultadas por Europa Press, los investigadores pretendían poner fin a la instrucción pero Anticorrupción prepara una batería de diligencias que lo hará difícil por cuanto algunas son vistas como razonables.

En esta pieza 9, el juez indaga en los encargos que BBVA habría hecho a CENYT para llevar a cabo distintos proyectos al menos entre 2004 y 2017, unos trabajos por los que la entidad bancaria habría pagado al comisario más de 10 millones de euros.