El Sevilla necesita los penaltis y Villarreal y Real Sociedad golean en Copa

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

El Sevilla avanzó a dieciseisavos de final de la Copa del Rey con el suspense de los 14 penaltis que se lanzaron para decidir el pase ante el Andratx, equipo de Segunda RFEF, mientras que Real Sociedad y Villarreal, otros dos aspirantes a llegar lejos, golearon al Zamora (0-3) y el Atlético Sanluqueño (1-7).

Los de Julen Lopetegui volvieron a sufrir en el torneo del ‘k.o’, como ante el Córdoba en la primera ronda. Esta vez, el cinco veces campeón de Copa necesitó de los penaltis, pasando por 5-6 tras el larguero de Gaspar, además de la prórroga, para estar en el sorteo del viernes. Los andaluces, que perdieron encima por lesión a Oliver Torres, tiraron la primera parte, con un dominio estéril sin llegar a Rafa Mir y con pocos balones por los pies de Munir ni Idrissi.

Tras el descanso, jugando más en campo contrario, el Sevilla encontró el 0-1 de Mir ante la falta de contundencia de la defensa rival. Sin embargo, Llabrés sorprendió a Dmitrovic en una falta directa. Munir pudo evitar una nueva prórroga para el Sevilla, condenado parece a sufrir en esta Copa. No hubo ocasiones en el tiempo extra y, después de la eliminación en Liga de Campeones, los de Lopetegui cerca estuvieron de cerca otro varapalo.

La Real tuvo también esa primera parte floja, mérito de un Zamora que le ató en corto en medio de la niebla, pero tras el descanso, ya con Oyarzabal en el césped, el equipo ‘txuri-urdin’ se puso las pilas. El equipo de la Primera RFEF se fue conmocionado con la grave lesión de Dieguito y en la reanudación, Guridi, que no jugaba desde agosto, abrió la lata a centro del capitán vasco. Beñat Turrientes dio tranquilidad y el propio Oyarzabal firmó el 0-3.

Mientras, el Villarreal goleó sin contemplaciones al Atlético Sanluqueño, también de la Primera RFEF, con un 0-5 ya al descanso. Paco Alcácer aprovechó la cita copera para recuperar el olfato con un doblete en los primeros minutos que disipó la opción local de sorpresa. Entre los Primeras, este miércoles también avanzó sin complicaciones el Rayo Vallecano, 1-3 sobre el Bergantiños.

A los de Iraola les valió un gol de Mario Suárez para mandar sin merecerlo, pero en el segundo tiempo mejoraron con los cambios y el desgaste del rival. Pathe Ciss dobló la renta vallecana y Cano aún dio algo de emoción al equipo de la Segunda RFEF. Emoción y mucha tuvo la eliminatoria del Unionistas-Elche (0-1).

El cuadro ilicitano apenas tuvo una ocasión en su visita a Salamanca y se salvó de la prórroga con un gol en propia puerta en el descuento de Fernando Román. El grave error del central permitió el pase de un Elche que incluso en la última jugada pudo encajar el 1-1 que hubiera dado al menos una merecida vida extra a los locales.