Escrivá defiende “el extraordinario trabajo” de los funcionarios” de la Seguridad Social ante las críticas por los retrasos en el ingreso mínimo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, alabó este jueves “el extraordinario trabajo de los funcionarios de la Seguridad Social durante estos tres meses” en la gestión del Ingreso Mínimo Vital (IMV).

En una entrevista en Onda Cero recogida por Servimedia, resaltó que “ya se han tramitado 330.000 expedientes, de los 900.000 presentados”, y declaró que “quien tenga experiencia administrativa, entenderá el esfuerzo”.

“Pensemos en que estos funcionarios tienen una media de edad de 58 años, que hasta julio los centros estaban cerrados, en la gran dificultad de conseguir documentación en la situación actual y en la complejidad”, señaló el ministro. A su juicio, “que en estas circunstancias se hayan ya tramitado 330.000 expedientes -un tercio del total- es todo un récord”.

Afirmó que se han estado presentando 20.000 solicitudes a la semana, “algo impensable en otras administraciones”, e insistió en que la prestación ya llega a 85.000 hogares, más de la mitad de ellos con niños a cargo, y que a finales de septiembre, habrá alcanzado a unos 150.000. “Estos son los números que hay que poner en valor”, subrayó.

No obstante, avanzó su intención de “introducir cambios técnicos” para “ganar rapidez en el cruce de datos”. Por ejemplo, afirmó que el 20% de los expedientes ya estudiados se deniegan por “no cumplir los requisitos de vulnerabilidad”, es decir, las condiciones de renta y patrimonio.

En la actualidad, la norma obliga a seguir comprobando, uno a uno, los demás requisitos, “y esto nos retrasa mucho”, explicó. Por eso, “en las próximas semanas vamos a promover cambios para establecer filtros previos que nos permitan ir más rápido”.

Además, el ministro recordó “la complejidad de las rentas mínimas, que requieren mucha finura y precisión para que lleguen a quien verdaderamente las necesita y no a todo el mundo”. Admitió que esperar dos o tres meses la resolución de un expediente es angustioso, pero “si permitimos que (el IMV) llegue a quien no lo merece, perderemos credibilidad”.

En cuanto a la sugerencia del vicepresidente del Gobierno Pablo Iglesias sobre “salir a la calle” para testar el sentir de la población, Escrivá respondió que ha visitado dos centros del Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS), donde ha visto cómo los funcionarios respondían a las llamadas, cómo atendían a la gente o cómo les intentaban explicar las cosas. “Ha sido espectacular y creo que esto también es otra perspectiva de ‘salir a la calle”, declaró.

Entrevistas

Crónica de bolsa

Lo más leído

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies