Las empresas que peor pagan del mundo: Portugal, Grecia y China

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El comportamiento de pagos de las empresas españolas se sitúa en la media internacional, junto a compañías de Estados Unidos, Francia, Italia, Reino Unido o Serbia, según un estudio elaborado por Informa D&B.

El informe elaborado por la filial de información comercial, financiera y sectorial de la aseguradora de riesgo Cesce analiza los hábitos para sufragar las facturas en 27 países, más la región especial de Hong-Kong, ponderando que se dispongan datos contrastables y relevantes en su zona para efectuar el análisis.

Los mejores pagadores son las compañías de Alemania, Países Bajos, Taiwán y Polonia, que abonan sus facturas de forma puntual en más del 65% de las ocasiones y en menos del 3% tarda más de 90 días en atender sus deudas.

Les siguen Hungría y Suecia, con una tasa de pagos a más de 90 días inferior al 1% y con abonos puntuales de entre el 50% y el 60%.

Al otro lado de la balanza, las peores prácticas se localizan en Portugal, Grecia y China, ya que los pagos puntuales no llegan al 30% y más del 5% se desembolsan pasados más de 90 días.

Solo ligeramente mejor que estas compañías serían las de Bulgaria e Israel, donde satisfacen sus recibos y deudas en plazo en menos del 25% de las ocasiones, pero tampoco con las que acumulan las deudas más viejas ya que los pagos a más de 90 días, son inferiores al 3%.

España estaría en una suerte de pelotón intermedio, donde las compañías cumplen en plazo con entre el 30 y 60% de las facturas y apenas demoran entre el 1 y 6% aquellos abonos que exceden los 90 días.

Se trata del pelotón más numeroso y donde figuran empresas de lugares tan dispares como Luxemburgo, Croacia, Eslovenia o Hong Kong, junto a las de Bélgica, Canadá, Estados Unidos, Francia, India, Irlanda, Italia, Reino Unido, Serbia y Tailandia.

Según Informa D&B, la gran diferencia a la hora de satisfacer deudas no depende necesariamente de la situación económica del país, sino que influyen otros elementos como la legislación, el sistema judicial, los mecanismos de pago y cobro, la organización empresarial y hasta factores culturales.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies