Macron y Le Pen pasan a la segunda vuelta de las elecciones presidenciales francesas

El presidente francés y candidato a la reelección, Emmanuel Macron, ha sido el más votado (27,35 por ciento) en la primera vuelta de las elecciones francesas celebrada este domingo y se disputará la Presidencia el próximo 24 de abril con la candidata ultraderechista, Marine Le Pen (23,97 por ciento), según resultados oficiales correspondientes al 97 por ciento del escrutinio.

El tercer candidato más votado ha sido Jean-Luc Mélenchon, de izquierda, quien ha obtenido un 21,70 por ciento de las papeletas, a tan solo 800.000 votos de Le Pen, según los datos publicados por el Ministerio del Interior francés.

Muy por detrás quedan el otro candidato de extrema derecha, Éric Zemmour (7,02 por ciento); la candidata conservadora, Valérie Pécresse (4,73 por ciento); el candidato ecologista, Yannick Jadot (4,49 por ciento) y Jean Lassalle (3,23 por ciento). Nicolas Dupont-Aignan, Fabien Roussel, Anne Hidalgo, Philippe Poutou y Nathalie Arthaud no superan el 3 por ciento.

La participación en estos comicios ha sido del 65 por ciento, la más baja desde 2002, cuando la tasa fue del 58,45 por ciento, según datos parciales de participación de las 17.00 horas adelantados por el Ministerio de Interior francés.

«No se equivoquen. Nada está resuelto», ha afirmado Macron en su discurso ante sus simpatizantes en la Puerta de Versalles. «El debate que tendremos los próximos 15 días es decisivo para nuestro país y para Europa», ha advertido.

Así, ha planteado «proponer algo nuevo para unir convicciones y sensibilidades diversas» y ha agradecido su apoyo a los candidatos que ya han pedido el voto para su opción. «Agradezco a Anne Hidalgo, Yannick Jadot, Valérie Pécresse y Fabien Roussel, que me han brindado su apoyo desde esta misma noche», ha enumardo.

«En este momento decisivo para el futuro de la nación, nada debería ser como antes. Por eso quiero llegar a aquellos que quieren trabajar por Francia. Estoy listo para proponer algo nuevo para unir convicciones y sensibilidades diversas, para construir con ellos una acción común al servicio de nuestra nación», ha destacado.

Según un sondeo publicado por la televisión BFMTV, SFR y ‘L’Express’ Macron se impondría a Le Pen con un (52-48 por ciento) en la segunda vuelta de las elecciones presidenciales. El estudio ha sido elaborado por la empresa Elabe.

APOYOS PARA MACRON

Después de conocerse los primeros sondeos a pie de urna que ya adelantaban que Macron y Le Pen pasan a segunda vuelta, los principales candidatos conservadores, socialistas y ecologistas han pedido el voto para Macron para derrotar así a Le Pen. Valérie Pécresse, candidata de Los Republicanos (conservadores); Fabien Roussel, candidato del Partido Comunista Francés; el ecologista Yannick Jadot y la candidata del Partido Socialista, Anne Hidalgo, han pedido el voto para Macron.

Sumados, los candidatos que apoyan a Macron más Mélenchon supondrían un 28,57 por ciento, que sumado al 26,16 del propio Macron auguran una cómoda victoria para el actual inquilino del Elíseo. En cambio, la suma de los porcentajes de Le Pen y de Zemmour alcanza el 34,8 por ciento.

El candidato de La Francia Insumisa, Jean-Luc Mélenchon, quien ha quedado en tercer puesto en la primera vuelta de las presidenciales francesas celebradas este domingo, con en torno a un 21 por ciento de votos, ha dejado la decisión a la conciencia personal y ha pedido «no dar ni un solo voto a Marine Le Pen».

«Se abre una nueva página de lucha. Cada uno de vosotros se encuentra frente al muro de la decisión que debe tomar (…). Conozco vuestro enfado. No dejéis que os haga cometer errores que serían difíciles de reparar», ha afirmado Mélenchon. «Sabemos a quién no votaremos nunca. No debemos darle un solo voto a la señora Le Pen», ha insistido.

Los seguidores de Mélenchon continúan de madrugada en el Cirque d’hiver de París, donde el líder de La Francia Insumisa ha hablado tras el anuncio de los resultados de la primera ronda, esperando la clasificación de su candidato a la segunda vuelta, ya que se encuentra a tan solo 800.000 votos de conseguirlo.

Jadot (4,8 por ciento) ha pedido «bloquear la extrema derecha» en la segunda vuelta, mientras que Pécresse (4,6 por ciento) votará «en conciencia» a Macron «para evitar la llegada al poder de Marine Le Pen».

La alcaldesa de París, la gaditana Anne Hidalgo (1,9 por ciento) ha pedido también votar a Macron «contra la extrema derecha de Marine Le Pen». «Les pido con seriedad que voten en contra de la ultraderecha de Marine Le Pen con la papeleta de Emmanuel Macron», ha remachado.

Roussell (2,4 por ciento) ha destacado que «nunca permitiría que un proyecto racista y xenófobo gane responsabilidad en Francia». «Tomo esta decisión y sé que cada vez es más difícil decirlo», ha afirmado.

ZEMMOUR Y LE PEN

Pese a sus agrios enfrentamientos en campaña, Zemmour ha pedido rápidamente el voto para Le Pen de cara a la segunda vuelta de las elecciones. «Aunque electoralmente no cambia nada, políticamente ha cambiado todo porque hemos llegado», ha destacado.

«Tengo muchas discrepancias con Marine Le Pen (…). No me equivocaré de oponente. Por eso hago un llamamiento a mis votantes para que voten a Marine Le Pen», ha afirmado en su discurso. «Gracias a ustedes puedo hacer una promesa: seguiré defendiendo a Francia y nuestras ideas. Ya estamos planeando el futuro. No me detendré aquí», ha prometido.

Poco después ha comparecido la candidata presidencial del partido Agrupación Nacional (AN). Le Pen ha prometido «poner en orden Francia en cinco años».

«De su voto dependerán las decisiones políticas del próximo quinquenio, pero en realidad comprometerán a Francia durante los próximos 50 años. Pondré Francia en orden en 5 años», ha afirmado Le Pen en su discurso de agradecimiento.

Así, Le Pen ha pedido a «todos los que hoy no han votado a Emmanuel Macron». «Todos los que hoy no votaron por Emmanuel Macron están destinados a sumarse a esta Agrupación», ha remachado.