Mercedes-Benz se enfrenta a una demanda colectiva en Reino Unido por el caso de los vehículos diésel

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La firma automovilística Mercedes-Benz se enfrenta a una demanda colectiva en Londres presentada por casi mil clientes en relación al escándalo de las emisiones de sus vehículos de diésel, que incorporaban un software no permitido que alteraba las emisiones de óxido de nitrógeno (NOx).

Esta demanda colectiva, impuesta por la firma de abogados Slater and Gordon en nombre de casi mil propietarios de vehículos de la compañía, fue presentada ante el Tribunal Superior de Londres y podría generar un fallo de varios millones de euros.

Tal como recoge el despacho, los clientes se sienten “engañados” por haber comprado un automóvil que ahora “no cumple con los estándares ambientales”. “Esta acción legal debería enviar un mensaje claro a Mercedes-Benz y a cualquier otro fabricante que haya implementado un software engañoso: no se burlarán de los clientes”, ha subrayado el abogado Gareth Pope.

Ya en 2019 Daimler, matriz de Mercedes-Benz, tuvo que hacer frente a una multa en Alemania de 870 millones de euros en relación a este caso, ya que se consideró probada la “violación negligente de las funciones de supervisión”, según recoge Bloomberg.