Montero justifica la subida del impuesto al diésel en la sostenibilidad ambiental, negando que haya un “afán recaudatorio”

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, defendió este miércoles en el Congreso de los diputados que la subida del impuesto al diésel prevista para 2019 “no tiene afán recaudatorio, porque está dirigida a intentar que cada uno contribuya, con sus posibilidades, a hacer que este planeta continúe siendo verde”.

Así respondió Montero durante la sesión de control al Gobierno a una pregunta del diputado del PP José Ignacio Echániz, quien le instó a retirar dicha subida antes de que los ciudadanos “salgan a la calle”.

Montero destacó el “firme compromiso con el medio ambiente y con la sostenibilidad de la sociedad” y señaló que este impuesto se enmarca en la fiscalidad verde.

Además, acusó al PP de incluir una subida a los combustibles en los presupuestos de 2018 en cinco comunidades autónomas: Castilla y León, Cantabria, La Rioja, País Vasco y Navarra.

Por su parte, Echániz reprochó a Montero que “su afán recaudatorio no tiene límite” y añadió que “es una auténtica insensatez”. “Dejen de crear un infierno fiscal a los españoles”, le espetó.