Francia pierde atractivo

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Desde la calificadora consideran que las reformas del Gobierno francés en materia de fiscalidad, así como en los mercados laboral, de  servicios y de productos, no aumentarán de forma sustancial las perspectivas de crecimiento de Francia en el medio plazo.

En esta línea, S&P añade que el elevado desempleo está debilitando el apoyo a  nuevas medidas fiscales y estructurales significativas. Junto a ello, cree que el menor crecimiento económico está limitando la capacidad del Gobierno para consolidar sus finanzas públicas.

La perspectiva 'estable' otorgada al rating de Francia refleja que la probabilidad de que eleve o rebaje la calificación en los próximos dos años es inferior a un 33%.