La provincia argentina de Mendoza retira las licencias a YPF

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El gobierno mendocino cumple sus amenazas y por decreto retira la licencia de explotación de dos áreas de hidrocarburos. Se tratan de las comunas de Rivadavia y Malargüe. Las razones son las mismas que esgrimen las otras tres provincias que ya han dado este paso (Neuquén, Santa Cruz y Chubut), cree que el plan de inversiones de Repsol es “insuficiente” y que hay “falta de interés por parte de la empresa". Además, acusan a la petrolera de "especular" y de enviar combustible a Chile en lugar de abastecer el mercado argentino. “En Mendoza no se ha hecho inversión. Está a la vista la política de la empresa que quiere proveer sus estaciones de bandera propia en la hermana república de Chile y no proveer a las estaciones de Mendoza. Evidentemente van los camiones de YPF, salen con un precio diferenciado de acá y prefieren abastecer al país trasandino y no a los mendocinos primero que son los propietarios de los recursos", dice el Gobernador de Mendoza, Francisco Pérez.

A buen seguro la historia no acabará aquí porque Perez también ha advertido de que podría quitarle otras ocho áreas de explotación de las 26 que la petrolera tienen en la provincia. Desde la filial YPF no han tardado en contestar, han rechazado los argumentos del Gobierno y les acusan de “confundir a la sociedad”.