Segurado: “No creará empleo, pero era necesaria”

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

A pesar de mostrarse realista en el estancamiento en la mesa de negociación durante un largo periodo de tiempo,José Antonio Segurado, Presidente de honor  CIEM  y miembro de CEOE, ha reconocido que los sindicatos, al igual que la patronal, “defendían  sus intereses con la misma pasión, fuerza y objetividad que nosotros los nuestros”. El acuerdo conseguido entre los agentes sociales relacionado con "la limitación salarial y ligar a la productividad los incrementos” es para Segurado una muestra de que todavía no han agotado su  capacidad de entendimiento.

El empresario ha recordado que en estos momentos hay una situación dramática con 5 millones de parados, “de lo cuáles el 49% son jóvenes a los que no les hemos podido ofrecer empleo, es decir, 700.000 personas que no reciben ningún tipo de ingreso, esto es una situación dramática”, ha denunciado.

Como miembro de la CEOE ha reconocido que los agentes sociales  admiten que la reforma laboral emprendida por el Ejecutivo de Mariano Rajoy  no va a crear empleo. Aún partiendo de esta premisa, Segurado alerta de que la urgencia en llevarla a cabo "es extraordinaria" y  “Rajoy ha explicado con claridad la situación en la que estaba España”, ha subrayado.

Reformar el seno de sindicatos y patronal

Preguntado ante la necesidad de reformar el sistema de representación empresarial y sindical de nuestro país, José Antonio Segurado se muestra a favor de una reforma e insta a que cada organización “viva con sus cuotas”. Unas palabras “preciosas” para el empresario aunque reconoce que si no hubiera habido ayudas “los sindicatos no habrían podido sobrevivir”.

Se muestra abierto a los cambios y las reformas incluso en el seno de la patronal. Ha recordado que  hace unos días una encuesta de Sigma advertía de que el 71% de las personas consultadas pensaba que los sindicatos no defendían los intereses de los trabajadores. “Esto es importante, igualmente nosotros tendremos que reformar la patronal  ya que hay un 35-40% que consideran que deben hacerlo mejor”, ha aclarado.

El despido en la reforma laboral

Como empresario, José Antonio Segurado ha confesado tener que haber tomado medidas de austeridad “tremendas”.  Unas medidas que a su juicio resultan imprescindibles si se tiene en cuenta la coyuntura económica actual. “En el siglo XXI todos tenemos que renovarnos y tomar medidas de austeridad”, ha reconocido.

Ante este escenario, Segurado se muestra sorprendido ante el pensamiento generalizado que considera que el principal activo de una sociedad no es su equipo de personal. Explica que el prescindir de los trabajadores viene a ser una necesidad cuando, por ejemplo, “a una sociedad le han bajado las ventas un 40%”.

El flujo de crédito, problema número uno

El estrangulamiento del crédito es "tremendo" reconoce el Presidente de honor  de CIEM, un grave problema que ocupa el primer puesto de preocupación. A  éste se le suma “el  hundimiento de la demanda, por lo que las empresas se han encontrado con un 30-40% menos y unos costes altos para poder reducir la plantilla”.

El miembro de la CEOE considera que “no se ha renovado el crédito circulante”. Analizando la situación y el tratamiento que el Gobierno ha tenido con las entidades financieras, Segurado considera que no se ha cambiado porque "si en ese momento eran los balances de entidades financieras los que hubieran tenido que entrar en concurso de acreedores, por su incapacidad para aprovisionar cantidades altas". En este sentido, considera que los balances reflejarán mucho mejor la realidad en la actualidad porque “les han obligado a los bancos y las cajas de ahorro a provisonar muy por encima de lo que ya tenían.”