AENOR: “Sin calidad no saldremos de la crisis”

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Las certificaciones y la creación de normas sirven en la actualidad, de crisis económica, a las empresas para “reducir ineficiencias, producir conciencia de excelencia y garantía al consumidor”, asegura el presidente de Aenor. “ Lo que exige rigor y excelencia siempre da la sensación real de que se hacen bien las cosas”, ha subrayado.

En el actual escenario económico Manuel López Cachero, recuerda que “en tiempos de crisis sólo con calidad no saldremos de la crisis, pero sin ella seguro no saldremos”. A este respecto advierte de que las economías competitivas requieren de calidad y por tanto es “necesario hacer bien las cosas, con rigor”.

Respecto a la evolución de las certificaciones, desde AENOR se espera que las empresas que están certificadas se mantengan en el proceso. Prevén,sin embargo, como consecuencia directa de la crisis económica y aún sin datos que lo corroboren, un descenso en el número de certificaciones: “esta claro que si se ha cerrado el numero de empresas que se ha cerrado en España,  también va a disminuir el numero de certificaciones”, aclara.

La creación de las normas de calidad requiere de un escenario muy concreto que se fundamenta en tres parámetros: "debe haber demanda social, técnicos de capaz de interpretar esa demanda y que los agentes estén dispuestos a aplicarlas".

La certificación es voluntaria y puede acceder a ella cualquier empresa y departamento de la administración pública. “En la década de los 90 fueron las grandes corporaciones las que comenzaron a certificiar, pero ahora cualquier compañía puede hacerlo, un pequeño comercio también, y lo hace”, explica López Cachero. Recuerda, además, que hay normas para cualquier sector y a su juicio ofrecen mayor credibilidad y eficacia a la compañía.

AENOR

Aenor elabora normas técnicas, que son instrumentos que permiten unificar posiciones para le manejo de determinados aparatos, y certificaciones, consideradas como la acreditación por la que una entidad independiente manifiesta que determinados productos se acopla a las normas técnicas. Se dedica a temas de carácter técnico que “son de vital importancia para la vida del ciudadano y de las empresas en todos los niveles”, subraya su presidente.

Aunque las normas técnicas nacieron centradas en el sector industrial es a partir de la II Guerra Mundial cuando, según López Cachero, se extienden al resto de sectores. Un procedimiento que se ha normalizado en la actualidad llegando a todos los sectores, incluso para "el uso de cables, o la elaboración de análisis clínicos", asegura. 
 
Aenor tiene una trayectoria de 25 años y según ha informado López Cachero, se ha convertido por el volumen de su actividad, "en una de los 10 primeras mundiales".