Oliver Wyman prevé una caída de ventas de coches nuevos de entre el 16 y el 27%

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La consultora Oliver Wyman estima una disminución interanual entre el 17% y el 26% en las ventas de coches nuevos en Europa y en Estados Unidos como consecuencia de la crisis del Covid-19.

Así se desprende del informe ‘Four ways to bolster leasing and residual value’, que analiza las previsiones del sector de la automoción ante la incierta situación económica actual, en la que pocos particulares están dispuestos a hacer grandes desembolsos de dinero o endeudarse por temor al futuro.

Además, señala que una situación muy similar vive el mercado de automóviles usados, tanto en Europa como en Estados Unidos ya que el descenso hasta mayo de 2020 ha sido de alrededor del 22% en Europa y del 33% en EEUU, en comparación con 2019.

Sin embargo, valora que, desde entonces, las ventas de automóviles usados se han recuperado más rápidamente de lo previsto, debido, principalmente, a la falta de producción de automóviles nuevos como resultado del bloqueo mundial originado por la pandemia y a la disminución del precio medio de entre un 3% y un 6% en Europa y de hasta un 12% en EEUU.

A este respecto, el informe indica que en el caso de Europa la recuperación no se vislumbra a corto plazo; sin embargo, en los Estados Unidos, desde junio, los precios de los coches usados se han recuperado debido a la escasez de coches nuevos producidos de abril a junio y a la continua demanda apoyada por los estímulos gubernamentales.

No obstante, advierte de que los efectos del estímulo serán finitos y, a menos que haya una recuperación económica estable, la demanda podría disminuir, lo que llevaría a una nueva caída de los precios.

En el pasado, las caídas de los precios de los automóviles usados suelen recuperarse lentamente, hasta alcanzar los niveles anteriores a la crisis sin la ayuda de estímulos externos. Esto significa que los precios de los automóviles usados, y, por lo tanto, el valor residual, permanecerá en Europa a un nivel inferior al de antes de la crisis. En el caso de EEUU, probablemente, los precios volverán a un nivel más bajo en comparación con los niveles anteriores a la crisis a largo plazo y sólo mejorará una vez que se haya mitigado la incertidumbre económica.

Esta vez, según concluye el informe las pérdidas de valor residual podrían ser aún mayores debido a un aumento significativo de los contratos de leasing. En concreto, las pérdidas de valor residual estimadas en Europa y Estados Unidos podrían alcanzar aproximadamente entre 6.000 y 8.000 millones de dólares en los próximos 12 meses (entre 5.100 y 6.800 millones de euros).

 

Entrevistas

Crónica de bolsa

Lo más leído

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies