Renting Car Fácil es una compañía que ofrece renting flexible con vehículos nuevos y de segunda mano

Las empresas de renting de coches son cada vez más comunes por las facilidades que ofrecen para alquilar un coche en poco tiempo y con una mínima inversión.

Entre tantas opciones que hay en el mercado, una de las mejores opciones es elegir un renting flexible, que pueda tener múltiples formas de pago y una amplia variedad de vehículos para alquilar. En ese sentido, Renting Car Fácil ofrece un catálogo diverso en la página web con vehículos nuevos y de segunda mano, además de múltiples opciones de contratación con todo incluido.

Cuáles son las ventajas principales de un renting flexible

Como líder en el sector automotriz, Renting Car Fácil tiene una amplia gama de servicios que se adaptan a todas las necesidades. Una de las grandes iniciativas de la empresa es el servicio de renting flexible, a través del cual entregan en tiempo récord coches seminuevos con mínimos requisitos de contratación. El cliente solo deberá seleccionar el vehículo que más le guste y entregar varios documentos importantes: fotos del DNI, una nómina, la última declaración de la renta y un recibo bancario (a nombre del titular que usará el coche).

Tras la aprobación del servicio de renting flexible, la persona recibirá el coche en un plazo de 3 a 6 semanas, según la disponibilidad del modelo y el lugar donde se encuentre. Para mayor comodidad, el servicio incluye gastos de mantenimiento, seguro a todo riesgo, reparación de averías o asistencia en carretera las 24 horas. Además, en caso de que el coche presente fallas y tenga que ser ingresado al taller de inmediato, se le entregará al cliente otro vehículo.

La alternativa ideal para desplazarse sin contratiempos

Comprar un vehículo 0 km es una inversión que a veces se escapa del presupuesto, sin contar gastos extras que también salen del bolsillo del comprador: seguros, impuestos, mantenimientos, entre otros. Por ese motivo, más personas y empresas prefieren alquilar un coche, porque es la forma más rápida y económica de tener un vehículo y sin necesidad de realizar engorrosos trámites.

Para el servicio de renting flexible, la empresa lleva a cabo todo el trámite legal y el cliente solo tiene que acordar el tiempo del contrato (mínimo 12 meses) y pagar una cuota fija y mensual, que incluye todos los gastos adicionales. Renting Car Fácil ofrece asesoría a través de la página web donde hay varios números telefónicos y un correo electrónico para mayor información. En cualquiera de los casos, lo primordial es que el cliente se sienta seguro al disfrutar de un servicio 100 % confiable y con la garantía de tener una atención personalizada por parte del personal profesional.