Samsung supera sus expectativas en la preventa de sus últimos modelos plegables

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Samsung ha conseguido durante el periodo de preventa de los últimos modelos de terminales plegables que ha lanzado, el Galaxy Z Fold 3 y el Galaxy Z Flip 3, unos resultados “mucho mejores” que sus expectativas, y apuesta por que los plegables “se van a convertir en la próxima gama masiva” de móviles.

Lo dijo este jueves el director de Negocio de Movilidad para España y Portugal del gigante surcoreano, David Alonso, en un encuentro con la prensa en el que informó de los resultados de la preventa de los nuevos plegables, cuyo período finaliza este jueves.

La demanda está siendo “entre un 1,15% y un 1,25%” superior al de la preventa de los últimos modelos de la gama Note. Ambos dispositivos fueron presentados mundialmente el pasado 11 de agosto en el Samsung Unpacked y en algunos países, no así en España, su venta al público se va a retrasar por la alta demanda.

El Galaxy Fold 3, que se abre de manera horizontal como un libro, cuenta como principales características la compatibilidad con dos lápices ópticos de la marca, el S Pen Pro y el S Pen Fold Edition, además de ser el primer plegable en contar con una cámara bajo la pantalla.

Por su parte, el Galaxy Flip 3, que se despliega de manera vertical, cuenta con una pantalla secundaria que permite atender a distintas notificaciones sin abrir el teléfono y una pantalla principal de 6,7 pulgadas, algo más grande que su antecesor.

El directivo afirmó que los dispositivos van dirigidos “a dos tipos de públicos bastante distintos” y subrayó que el peso de cada dispositivo en la preventa es de un 60% para el Z Fold 3 y un 40% para el Z Flip 3. Un hecho que ha resultado sorprendente para la firma, que pensaba que el segundo “iba a tener bastante más éxito”, aunque Alonso afirmó que esperan que durante el proceso de venta “incremente su peso”.

Asimismo, Alonso señaló que, con el lanzamiento de los dos nuevos modelos, se han aplicado “lecciones” que se han aprendido respecto anteriores lanzamientos, “mejoras” que han pedido los usuarios y se ha conseguido “democratizarlos” a través de una bajada de precios, pues el Galaxy Z Fold 3 ha bajado a los 1.809 euros y el Z Flip 3 se venderá por 1.059 euros, “un tercio” menos que el modelo anterior.

Para hacer “accesible” la tecnología de los móviles plegables, Alonso destacó dos fórmulas que está implementando la compañía: el ‘buy and try’ y el alquiler. Con la primera, el cliente dispone de “60 días de prueba” con el dispositivo y “si no está satisfecho” puede devolverlo. Con el segundo, el usuario puede acceder a estos dispositivos a través de un alquiler de 18 meses.

FALTA DE ‘CHIPS’

Cuestionado por el futuro de la gama Note, el directivo indicó desconocer si se va a producir el lanzamiento de otro modelo en el futuro, pero sí subrayó que lo que está haciendo “es incorporar características de los Note en otros dispositivos”, como es el caso del Galaxy Fold 3.

Respecto a las crisis de los semiconductores, Alonso afirmó que, como cualquier industria del mundo, “estamos afectados”, aunque afirmó que, al ser productores y tener sus propias fábricas, “tenemos más herramientas que otros fabricantes para poder amortiguar la crisis”.

Asimismo, el directivo subrayó la inversión que está realizando la compañía en la tecnología de futuro, con más de 170.000 millones de euros destinados a, entre otros campos, “batería, robótica, biotecnología y tecnología 5G”. Por otro lado, subrayó la iniciativa ‘Galaxy for the planet’, con la que la compañía busca la “sostenibilidad” a través de unos objetivos para el 2025 entre los que se encuentran la incorporación de material reciclado, la eliminación de plásticos o la reducción el consumo de energía en la carga.

Preguntado por el peso de los diferentes canales de venta, Alonso afirmó que el efecto de la pandemia ha sido igual que “en cualquier otra industria” con un “incremento de los canales online que se está manteniendo”, mientras que, en período de restricciones, “los canales físicos han sufrido”. El directivo indicó que el canal de operadores “es uno de los canales principales de venta y lo seguirá siendo” y afirmó que se ha incrementado tras la vuelta del “subsidio de terminales”.

{DF} +Leídas