Sánchez defiende la calidad de la carne de España y lamenta la polémica de Garzón

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha defendido este lunes la calidad de la carne que se produce en España y ha lamentado la polémica generada por las declaraciones del ministro de Consumo Alberto Garzón, que criticó la ganadería intensiva, pero ha evitado pronunciarse sobre su cese.

«Lamento mucho esta polémica, hablamos de un sector en España que produce una carne de extraordinaria calidad, lo dice el mercado cuando responde a esta cuestión», ha afirmado en una entrevista en la cadena SER, recogida por Europa Press.

Así, ha añadido que el sector cárnico sigue los «máximos estándares» que establecen tanto la normativa española como la europea y ha recordado que el sector tiene un peso importante a nivel exportador. Sánchez se ha expresado de este modo al ser preguntado sobre si se ha planteado la destitución del ministro Garzón, un punto sobre el que no se ha pronunciado.

El presidente ha insistido en que más allá de las declaraciones de Garzón, lamenta la polémica generada porque «no se compadece» con la realidad del sector cárnico ni tampoco con las actuaciones que está llevando a cabo el Gobierno para acompañar y ordenar el sector primario y en particular las granjas de animales.

EL GOBIERNO SE EXPRESA EN EL BOE

Además, sobre si las declaraciones fueron realizadas a título particular o en nombre del Gobierno, Sánchez apuntó que el Ejecutivo se expresa en el Boletín Oficial del Estado, con las políticas que pone en marcha y con los acuerdos con el sector ganadero que, según ha afirmado, tratan de acompañar a un sector en plena transformación y responder preguntas sobre el cambio de hábitos de consumo, la necesaria protección del bienestar animal y la apertura de nuevos mercados. También la garantía de que las explotaciones sean rentables y la adecuación a mayores parámetros de sostenibilidad medioambiental.

A este respecto, al ser preguntado sobre si ha hablado con el ministro y si piensa que se equivocó en las formas, Sánchez ha querido guardar «la debida discreción» sobre las conversaciones privadas y del Consejo de Ministros y ha evitado pronunciarse: «Lamento esta polémica, con esto creo que lo estoy diciendo todo», ha zanjado.

Asimismo, Sánchez se ha mostrado convencido de que la polémica, generada por unas declaraciones de Garzón al diario británico ‘The Guardian’ en las que criticaba la ganadería intensiva, decía que la carne que produce es de peor calidad y que se maltrata a los animales, no corresponde con lo que está realizando el Gobierno respecto al sector.

ORDENANDO GRANJAS PORCINAS AVÍCOLAS Y DE VACUNO

«Estamos acompañando a un sector que está sujeto a una profunda transformación porque le exigen más, de mejor calidad y con menos recursos», ha apuntado Sánchez que ha defendido la actuación del Gobierno con la aprobación de la Ley de la Cadena Alimentaria y la negociación de la Política Agraria Común (PAC) que ha logrado un volumen de recursos «semejante» al de la anterior fase.

En este punto, Sánchez ha destacado que la nueva PAC se ha elevado la financiación de la ganadería extensiva, el modelo que defiende Garzón en contraposición a las macrogranjas.

En esta misma línea, ha recordado que en 2020 el Gobierno aprobó un decreto para ordenar las explotaciones del sector porcino, en 2021 las granjas del sector avícola y en este momento están trabajando en las del sector vacuno. «Tenemos por delante trabajo y lo estamos haciendo con las organizaciones y con las comunidades autónomas», ha asegurado.