Siemens Gamesa pierde 54 millones en su primer semestre fiscal y revisa a la baja su previsión de ventas

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Siemens Gamesa registró unas pérdidas de 54 millones de euros en el primer semestre de su ejercicio fiscal 2021, lo que supone reducir en un 84% los ‘números rojos’ de 339 millones de euros que sufrió en el mismo periodo del pasado año por el impacto del Covid-19, informó la compañía, que ha decidido revisar a la baja el rango de sus guías de ventas debido a los retrasos en la ejecución de proyectos.

Las ventas del fabricante de aerogeneradores surgido de la fusión de Gamesa con la división eólica de Siemens ascendieron a 4.631 millones de euros en el periodo de octubre a marzo, con un incremento del 10%.

El resultado operativo (EBIT) pre PPA y antes de gastos de integración y reestructuración se situó en los 232 millones de euros, equivalente a un margen de un 5,0%.

En su segundo trimestre, el grupo arrojó unas pérdidas de 66 millones de euros, inferiores eso sí a los ‘números rojos’ de 165 millones de euros en el mismo periodo del ejercicio pasado.

La compañía había sido capaz en el primer trimestre de volver a beneficios, con 11 millones de euros, tras las pérdidas históricas de 918 millones de euros que sufrió en 2020 por el impacto de la crisis del Covid-19.

Entre enero y marzo, registró unas ventas de 2.336 millones de euros, un 6% más, a pesar del impacto negativo de moneda. Sin este impacto, las ventas habrían aumentado un 11%.

En este contexto, Siemens Gamesa ha decidido estrechar las previsiones de ventas para el año fiscal 2021, situándolas en el rango bajo de las guías de entre 10.200 y 10.500 millones de euros, frente a las anteriores de entre 10.200 y 11.200 millones de euros.

El grupo indicó que esta decisión se debe a que el aplazamiento de proyectos debido a la planificación de algunos clientes y el impacto del Covid-19 en ciertos mercados como India afectará previsiblemente a las ventas.

La empresa mantiene, eso sí, sus guías de rentabilidad para todo el año fiscal, establecidas en un margen EBIT pre PPA y antes de costes de Integración y Reestructuración (I&R) de entre el 3% y el 5%.

En lo que respecta a su cartera de pedidos, Siemens Gamesa la ha elevado a una cifra récord de 33.743 millones de euros al cierre de marzo, lo que supone un aumento interanual del 18%, tras la firma de 5.500 millones de euros en nuevos pedidos en el trimestre. El negocio ‘onshore’ (eólica) terrestre siguió centrando los esfuerzos de mejora durante el trimestre.

El consejero delegado del grupo, Andreas Nauen, consideró que los resultados son “alentadores” y que Siemens Gamesa continúa “trabajando para mejorar su desempeño”, aunque todavía se enfrenta a un entorno complicado, “con el Covid-19 impactando en algunos mercados y por el aumento del precio de las materias primas”.

A pesar de ello, subrayó que las perspectivas a largo plazo del sector “siguen mejorando, ya que el creciente apoyo político a la descarbonización para luchar contra el cambio climático está derivando en nuevos objetivos para aumentar las renovables”.

La compañía mantiene una sólida posición financiera, con una liquidez disponible de 4.500 millones de euros. Siemens Gamesa cerró el pasado mes de marzo con una deuda neta de 771 millones de euros.