Telefónica se “financia” con la emisión de 1.000 millones en obligaciones perpetuas subordinadas

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Telefónica comunicó este jueves el cierre y desembolso de la emisión de obligaciones perpetuas subordinadas por un importe de 1.000 millones de euros, anunciada el pasado 29 de noviembre.

Según explicó Telefónica a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), estas obligaciones son amortizables a partir del quinto año y medio desde la fecha de la emisión, dirigida exclusivamente a inversores cualificados.

El precio de emisión se ha fijado en el 100% de su valor nominal y las obligaciones devengarán un interés fijo del 2,625% anual desde la fecha de emisión hasta el 7 de junio de 2023.

A partir del 7 de junio de 2023 devengarán un interés fijo igual al tipo ‘swap’ a 5 años aplicable más un margen que oscilará entre el 2,327% y el 3,327% anual en función de la fecha.

Las obligaciones tendrán un importe nominal unitario de 100.000 euros y tendrán carácter perpetuo, si bien serán amortizables a opción del emisor en determinadas fechas y en cualquier momento en caso de que ocurran determinados supuestos previstos.