Política Sectores

El gobernador del Banco de España prevé una tasa de desempleo inferior al 20% para finales de 2015

Luis María Linde ha asegurado que 2015 ha traído consigo un crecimiento vigoroso sin inflación, creación de empleo y superávit exterior

El gobernador del Banco de España, Luis María Linde, ha asegurado este martes que el “triángulo virtuoso” en el que ha entrado la economía española a lo largo de 2015 permitirá que, a finales de 2016, la tasa de desempleo española se sitúe por debajo del 20 por ciento de la población activa.

Durante su intervención en el VI Encuentro Financiero organizado por KPMG y Expansión, el gobernador del Banco de España ha subrayado que la economía del país está experimentando un crecimiento vigoroso sin inflación, creación de empleo y superávit exterior, pese a que “el grado de incertidumbre de las previsiones económicas se ha ampliado en los últimos meses”, un reto que la economía española “está en condiciones de afrontar”.

Asimismo, Linde ha destacado que los datos más recientes indican que España continúa con el proceso de desendeudamiento de hogares y empresas no financieras y que estas últimas están viendo crecer el volumen de crédito bancario.

En este sentido, Linde ha señalado que el sistema financiero europeo se ha reforzado gracias a los niveles de solvencia, la mayor transparencia conseguida, la fragmentación de los mercados financieros o las presiones en los niveles de rentabilidad que han hecho, precisamente, que se traten de alcanzar rentabilidades superiores. No obstante, también ha advertido que la Unión Bancaria todavía se enfrenta a “importantes retos y problemas”.

Así, el gobernador del Banco de España ha asegurado que la tendencia actual en la zona euro sigue siendo la desinflación y que, aunque el BCE espera cerrar 2015 con una tasa de inflación positiva, todavía se situará en niveles muy cercanos a cero, algo que “vuelve a ser preocupante”.

Respecto a la evolución económica y financiera internacional, Linde ha subrayado que existe “una mayor incertidumbre” que viene motivada, fundamentalmente, por las dudas sobre la intensidad del ajuste en la economía china. No obstante, también ha señalado que la economía mundial ha continuado creciendo aunque a tasas menores, concretamente 0,3 puntos porcentuales menos que en 2014 y 0,2 puntos porcentuales por debajo de lo pronosticado en julio.

Asun Infante