Economía

El Ibex 35 retrocede un 1,97% y cotiza por debajo de los 10.200 enteros

El Ibex 35 retrocedía un 1,97% en la media sesión de este lunes, lo que llevaba al selectivo a caer por debajo de los 10.200 enteros (10.198,6) lastrado por la banca y por Telefónica. En el mercado de deuda, la prima de riesgo se ha colocado en 113,3 puntos básicos, con la rentabilidad del bono a diez años en el 1,435%.

Bankia lideraba los recortes, con pérdidas del 4,22%, seguida de Sabadell (-3,96%), Acciona (-3,26%), Abengoa (-3,25%) y Popular (-3,14%). Telefónica, por su parte, cedía un 3,08%. Tan solo tres valores conseguían aguantar el tipo: Técnicas Reunidas, que se revalorizaba un 2,12%, ArcelorMittal (+0,88%) y Repsol (+0,6%).

Salvo la energética, el resto de los ‘blue chips’ no conseguían abandonar el terreno de pérdidas, con Telefónica a la cabeza. Santander cedía un 2,5%, Endesa un 2,2%, BBVA un 2,2%, Iberdrola un 2,07% e Inditex un 0,4%.

El analista de XTB Carlos Fernández ha explicado a Europa Press que el sector bancario está lastrando al Ibex debido a las tensiones de Grecia y al periodo de presentación de resultados, siendo Bankia el valor más perjudicado debido al aplazamiento del anuncio de cuentas anuales. “La incertidumbre sobre el valor está arrastrando a la banca mediana, penalizando entre otros Sabadell y Popular“, ha indicado.

Por su parte, Santander y BBVA presentan resultados esta semana, por lo que los inversores “pueden estar descontando unos resultados peor de lo esperado, a pesar de que en 2014 han tenido que hacer frente a menores provisiones”.

El experto también señala que la incertidumbre sobre la reestructuración de la deuda griega sigue provocando tensiones en los mercados. “Por el momento continúan las negociaciones y mientras no haya cerrado un acuerdo supondrá un foco de tensión para los mercados europeos”, ha dicho.

De este modo, el Ibex se colocaba como la peor plaza europea en comparación con sus homólogos del Viejo Continente: Francfort repuntaba un 0,48%, y Londres y París un 0,12%. En el mercado de divisas, el euro se intercambiaba a 1,1337 dólares.

EUROPA PRESS