Mercado Deportivo

No es oro, pero sabe muy bien

No pudo ser la medalla de oro, pero los Hispanos regresan con un bronce muy dulce. La eliminación ante Francia, campeona de Europa al ganar a Dinamarca en la final, nos impedía luchar por el triunfo continental, pero nos daba la oportunidad de no abandonar el campeonato con las manos vacías.

La lucha por la tercera plaza fue digna de una gran final. Dos selecciones, España y Croacia, con mucho nivel colectivo e individual, que demostraron sobre la cancha todo el potencial que atesoran. Fue un gran partido y se impuso la selección de Manolo Cadenas. Los Hispanos, esta vez sí, mostraron el nivel del pasado mundial y se colgaron la platea gracias a un apretado marcador, 28-29, que dejó a los croatas con la miel en los labios. De esta forma, el balonmano español suma su quinta medalla europea, aunque aún se resiste el oro.

En el apartado individual, Julen Aguinagalde, que se perdió los partidos de la primera fase, ha sido elegido entre los jugadores más valiosos del Campeoanto. El jugador vasco continua siendo el mejor pivote del mundo y lo ha vuelto a demostrar en este torneo. Por su parte, el francés Nikola Karabatic ha sido elegido como el MVP del Europeo de Dinamarca.