Sectores

España ocupa el puesto 21 del mundo en calidad de vida de los mayores

España ocupa el puesto 21 en el ranking mundial de calidad de vida de las personas mayores de 65 años, por detrás de países como Alemania, que ocupa el quinto puesto; Estados Unidos, que se sitúa en la octava posición; Reino Unido en el undécimo; y Francia, en el decimosexto.

Así se pone de manifiesto en un estudio de la ONG HelpAge International, integrante de la Mesa Estatal por una Convención de Naciones Unidas para los Derechos de las Personas Mayores, que está compuesta, entre otras entidades, por la ONCE, el Cermi y la Plataforma del Tercer Sector.

El informe, que se ha publicado este miércoles con motivo de la celebración hoy del Día Internacional de las Personas de Edad, analiza la situación de los mayores en 96 países del planeta, que concentran a más del 90% de las personas mayores de 60 años.

Los estados que lideran el ranking de bienestar son por este orden Noruega, Suecia y Suiza, mientras que Gaza y Cisjordania, Mozambique y Afganistán se sitúan en el extremo opuesto.

TERCER PAÍS CON MEJOR ESTADO DE SALUD

Las cuatro variables que analiza el estudio son la seguridad en los ingresos, las competencias adquiridas fruto del empleo y la educación, la existencia o no de entornos favorables y el estado de salud.

Precisamente, este último punto es en el que España sale mejor parada, puesto que es el tercer país del planeta donde los mayores tienen un mejor estado de salud, siendo además el único ámbito que no ha empeorado con respecto al año pasado.

En cuanto a la existencia de entornos favorables, España ocupa el puesto 22, mientras que en materia de seguridad económica su posicionamiento desciende hasta el puesto 41, debido a que los pensionistas tienen unos ingresos que son 23 puntos porcentuales por debajo de la media de los países de su entorno.

Eso sí, esta situación es peor en el caso de las competencias, donde el país ocupa el puesto 54, debido a la falta de empleabilidad de las personas que superan la barrera de los 50 años por culpa de la crisis económica.

Ante esta situación, desde la Mesa Estatal por los Derechos de las Personas Mayores se pide un esfuerzo por parte del Gobierno y la sociedad civil para mejorar las condiciones de vida de las personas mayores.

“Los datos del índice nos muestran que en España las personas mayores viven razonablemente bien, con una alta esperanza de vida, aunque aún queda mucho por hacer para que vivan una vida segura, digna y saludable, mucho más teniendo en cuenta nuestros altísimos niveles de envejecimiento que nos situarán a la cabeza del mundo”, explica Isabel Martín Lozano, presidenta de la Mesa.

En este sentido, el informe recuerda que mientras la población mundial mayor de 60 años en la actualidad es del 12%, en España es del 23,4%, y que en 2050 alcanzará el 40,2%, mientras que a nivel mundial este colectivo sólo representará el 21%.

Por ello, hace hincapié en buscar un modelo sostenible de pensiones, y critica las desigualdades que existen en cuanto al nivel de ingresos entre los diferentes estados del mundo, pues en muchos de ellos ni siquiera existe un modelo garantista de pensiones.