Noticias

El accidente provoca 80 muertos y 31 heridos en situación crítica

En rueda de prensa para explicar los últimos datos sobre el siniestro, el vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda, aseguró que se están agilizando al máximo las identificaciones de los cuerpos, y pidió paciencia, pues se trata de "un procedimiento complejo, necesariamente lento en muchos casos y laborioso, en el que trabajan policía científica y forenses".

Aseguró que a medida que se confirma que las identificaciones practicadas "son seguras al cien al cien por cien" la autoridad judicial permite la comunicación a las familias a través de los psicólogos.

Hasta las cinco de la tarde se ha realizado en torno a sesenta autopsias y el objetivo es que este jueves puedan estar identificadas "la inmensa mayoría de las víctimas", salvo aquellas que deban someterse a tareas complementarias relacionadas con el ADN u otras más complejas.

A la hora indicada permanecen 94 pacientes ingresados, de los cuales 31 lo están en unidades de críticos y cuatro en Pediatría.

Todos los pacientes están identificados y la mayoría de los familiares ya están con ellos. La Xunta destacó, por otra parte, que solo durante la pasada noche se consiguieron 800 unidades de sangre por parte de donantes.

La Xunta de Galicia ha habilitado dos números de teléfono para la atención exclusiva de los familiares de los viajeros del tren descarrilado. Los números de teléfono son los siguientes: 900 101 660 y 900 444 222, ambos gratuitos.

El presidente del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo, destacó de madrugada el trabajo realizado por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, así como de todos los dispositivos de emergencias, que han trabajado "desde el minuto uno" para asistir a las víctimas.

CONDOLENCIAS DE RAJOY

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, trasladó en un comunicado sus condolencias a las familias de las personas afectadas por el descarrilamiento del tren que unía Madrid con Ferrol.

Rajoy se mostró "consternado" por la noticia del descarrilamiento del tren Alvia. "Quería, en nombre del Gobierno de España y en el mío propio, enviar mis más sentidas condolencias a las familias de las personas que han perdido su vida, así como animar en su recuperación a los heridos en tan desgraciado accidente", afirma el presidente.

No obstante, el líder del Ejecutivo indica que tanto el Gobierno central como la Xunta de Galicia están, "desde el primer momento, movilizando todos sus recursos con la mayor profesionalidad para cumplir con su cometido en la grave emergencia ante la que nos encontramos".

"Ante una fatalidad como la que acaba de vivir Santiago de Compostela en la víspera de su día grande, como español y como gallego sólo puedo expresar el mayor sentimiento de solidaridad, y como presidente del Gobierno la voluntad más firme de apoyar a las familias de las víctimas y a los heridos, así como de esclarecer las causas del trágico accidente", añadió.

SIETE DÍAS DE LUTO OFICIAL

La Xunta ha declarado siete días de luto en la comunidad autónoma de Galicia con motivo del accidente. Así lo anunció el presidente del Ejecutivo gallego, Alberto Núñez Feijóo, en una breve comparecencia en gallego en la sede del gobierno al término de una reunión extraordinaria del Consello para analizar la situación tras el siniestro.

"El Consello do Goberno más duro que ha convocado la Xunta", dijo Feijóo, quien compareció ante los medios vestido de luto riguroso y visiblemente afectado.

Destacó el "esfuerzo excepcional" de los Bomberos, 112, Policía Local de Santiago, autonómica, Nacional y Guardia Civil, de quienes aseguró sentirse "muy orgulloso como presidente y como gallego". Un "ejemplo de preparación y eficacia", resaltó, y "a todos ellos debemos vidas", remachó.

Asimismo, manifestó su "sentimiento de dolor, pero también agradecimiento por la respuesta del pueblo gallego y la llegada de todas partes. Hoy el día de Galicia sufrimos unidos. Descansen en paz", concluyó su intervención.