Noticias

Cameron rechaza la tasa a las transacciones financieras

El primer ministro británico defiende firme sus intereses, ya que al no ser miembro de la zona euro el sector bancario de Reino Unido saldría perjudicado. De esta manera, Cameron cree que la medida sólo sería viable si se implanta a nivel global, algo que hoy en día está descartado. Otro de los asuntos más espinosos, el de ampliar la capacidad del Banco Central Europeo para frenar la crisis de deuda también mantiene separados a ambas potencias. Cameron apuesta por el sí y la canciller Merkel no esta dispuesta a dar su brazo a torcer. Si que hay acuerdo sin embargo en otros aspectos como la disciplina fiscal de los países de la eurozona, la necesidad de dinamizar sus economías o imponer la estabilidad presupuestaria.