Noticias

“Hay que acabar con el complejo de que no somos buenos en nada”

Según Carlos Espinosa de los Monteros, la salud de la Marca España es buena con tendencia a mejorar. La valoración es mejor fuera de España que dentro.  Según el Alto Comisionado del Gobierno para la Marca España la gente en nuestro país es por lo general derrotista y el país es muy exigente y autocrítico. “Hacemos muy mala valoración de nosotros mismos, salvo en la gastronomía y en el deporte”, ha indicado. “Nos gusta comer bien y sabemos que tenemos una de las mejores gastronomías. En deportes, también pensamos que somos una gran potencia”.

Sin embargo, hay otro sector con mucho peso dentro de la Marca España y es el turismo. Aunque menos de lo que se quisiera, según Aurelio Vázquez, director general de Iberostar Hotels&Resorts. “En su conjunto, el turismo juega un papel fundamental pero tiene que jugar un papel mayor. Vázquez considera que el Gobierno no ha tenido en cuenta lo suficiente al turismo para trabajar en la Marca España”.

La gastronomía también goza de un reconocimiento dentro de la Marca España. La razón es según Ramón Freixá, chef de dos estrellas Michelín porque contamos con una excelencia de productos que nos permiten una excelencia en la gastronomía.

El vicepresidente de FMRE y consejero de Campofrío sostiene que la exportación está siendo el responsable de que nuestra situación sea mejor que hace un año. “En este momento, en Alemania bajan las exportaciones y en España suben y es porque tenemos sectores activos como el agroalimentario.” Tenemos suficientes razones para que España pierda ese complejo que tiene, ha señalado.

Todos coinciden en que hay que acabar con ese pensamiento de que no somos buenos en nada porque hay sectores que pueden competir al mismo nivel que cualquier otro. El aceite de oliva o el vino son ejemplo de ello. “Tenemos el problema de que no hemos sabido promocionar nuestros productos como productos de altísima calidad” ha dicho Juan José Guibelalde.