Noticias

“La internacionalización de las empresas es la solución”

El presidente del grupo Freixenet, José Luis Bonet, ha visitado Gestiona Radio para explicar cuál es el secreto para que esta empresa, 100% familiar, se mantenga líder en el sector durante más de 150 años. Según su presidente, lo principal es estar unida. Él mismo ha asegurado que lo más importante para obtener la máxima potencia en la empresa es la cohesión familiar. A su vez, ha añadido que elementos como la innovación y la internacionalización son imprescindibles para mantenerse en el mercado. Sobre este último aspecto ha explicado que “la economía actual exige ir por el mundo y no limitarse a un mercado tan restringido como el español”.

Si algo está claro, como ha explicado el presidente de la compañía, es que la crisis ha supuesto un cambio de sentido en la mentalidad empresarial española. Por este motivo, José Luis Bonet afirma que “la solución a esta situación económica pasa por la internacionalización” de las empresas. “Las que están exportando navegan con total tranquilidad, mientras que las que no, lo están pasando francamente mal”, ha añadido.

Sin embargo, y a pesar de haber insistido en que es ahí dónde está la solución a la crisis para muchas empresas, Bonet reconoce que “las medidas que se han llevado a cabo por el gobierno hasta ahora no han sido suficientes” y que “se deben hacer todos los esfuerzos necesarios”.

Adentrados ya en la crisis económica y preguntado sobre cómo ésta ha afectado al grupo Freixenet, José Luis Bonet dice que su compañía se ha salvado, ya que “el sector alimentario ha sido un sector privilegiado” que, además, se ha visto “beneficiado por la bonanza del turismo” este último año. Sin embargo, sí ha reconocido que para paliar sus efectos, han llevado a cabo duros ajustes en la compañía. En este sentido, ha querido dejar claro que “estamos viviendo una crisis asimétrica y que no todos los países la están sufriendo”. Según Bonet,  “EEUU tiene menos crisis que Europa porque ha llevado a cabo una mejor política económica”.

A pesar de la coyuntura económica, con más de 60 empresas, el grupo Freixenet no ha escatimado en publicidad. Si por algo se reconoce a esta marca en España es por sus burbujas de oro que aparecen en las pantallas de televisión todos los años por Navidad. El grupo apuesta por esta publicidad desde el año 1977, cuando por primera vez empieza la relación de Freixenet con figuras conocidas del mundo del espectáculo, tanto a nivel nacional como internacional. José Luis Bonet asegura que “este tipo de posicionamiento sí es rentable para la compañía”, puesto que la calidad de la campaña le ha dado prestigio a la marca.

El presidente del grupo Freixenet no se ha querido despedir sin antes pedirle, desde Gestiona Radio al próximo gobierno, que trabaje para conseguir un “mayor bienestar y felicidad para todos”.