Economía La buena noticia del día Nacional Noticias Política

Los salarios en las grandes empresas crecieron un 3,4% en abril

Las ventas totales de las grandes empresas no financieras crecieron en abril un 3,4% respecto al mismo mes del año anterior, según datos de la Agencia Tributaria, que explica que se trata de un dato deflactado y corregido de variaciones estacionales y de calendario. Así lo afirma el ente recaudador en el informe ‘Ventas, empleo y salarios en las grandes empresas’.

En el conjunto de los cuatro primeros meses del año el crecimiento fue del 3,5%, misma tasa que en los dos trimestres anteriores, por lo que el organismo indicó que “se mantiene la senda de crecimiento estable observada en meses anteriores”.

En concreto, las ventas interiores crecieron en abril, en términos interanuales, un 3,1%, dos décimas menos que la tasa registrada en el primer trimestre de 2018. Por componentes, las ventas de capital fueron el más dinámico, ya que, aunque con un crecimiento moderado en los últimos meses, acumula un crecimiento del 6,1% hasta abril, motivado sobre todo por el comportamiento del componente de equipo y software. Por su parte, las ventas destinadas a consumo final crecieron un 3,5% en abril y las de bienes intermedios un 2,7%.

En cuanto a las exportaciones, en abril crecieron un 5%. Según la Agencia Tributaria este dato supone “una moderación en el crecimiento registrado en los dos meses anteriores, pero en línea con el acumulado en el primer trimestre de 2018”. Por componentes, las exportaciones a terceros países siguen siendo el destino más dinámico frente a las exportaciones a la UE.

SALARIOS EN GRANDES EMPRESAS

Por su parte, los salarios en las grandes empresas españolas crecieron a una tasa similar a la de las ventas en este segmento de empresas. El ritmo anual de aumento de los salarios fue en abril de un 3,4%, según datos publicados por la Agencia Tributaria.

El organismo indica que este indicador mantiene el crecimiento registrado en el primer trimestre de este año, “dentro de la tendencia de ligera desaceleración que se observa desde mediados de 2017”. En este sentido, el dato de abril de 2018 es dos décimas inferior al crecimiento registrado en abril de 2017 respecto al año anterior.

Por otra parte, el rendimiento bruto medio creció en abril un 0,5%, situándose el crecimiento en los cuatro primeros meses en el 0,7%, por encima del estancamiento registrado en 2017.