Amazon invirtió en 2020 más de 600 millones en combatir fraudes, falsificaciones y abusos

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Amazon celebra el primer aniversario de su Unidad contra los Delitos de Falsificación, creada para proteger a los consumidores y a las marcas de la presencia de productos falsificados, periodo en el que ha invertido más de 600 millones de euros para combatir estos fraudes, falsificaciones y abusos, según ha informado en un comunicado.

En concreto, esta unidad se creó para perseguir a los falsificadores y llevarlos ante las fuerzas del orden y los tribunales. Se trata de
un equipo global, que está compuesto por ex fiscales, ex agentes del FBI, investigadores y analistas de datos, persigue a potenciales infractores por todo el mundo y apoya los esfuerzos policiales para llevar ante la justicia a aquellos que intentan vender productos falsificados en su tienda.

Desde su lanzamiento, la unidad ha proporcionado referencias detalladas y material probatorio acerca de más de 250 falsificadores en la Unión Europea, Reino Unido, Estados Unidos y China. Además, ha interpuesto litigios civiles contra 64 falsificadores de productos e interrumpido las actividades de los falsificadores.

Por otro lado, Amazon ha propuesto una ‘hoja de ruta’ para frenar la venta de productos falsificados a través de la colaboración público-privada que se basa en compartir información para ayudar a detener a los falsificadores en las fronteras, también sobre aquellos falsificadores que ya han sido bloqueados para permitir detener antes a un mayor número de ellos y aumentar los recursos dedicados a perseguir a los falsificadores.